miércoles 8/12/21

Santo Toribio es un monasterio franciscano ubicado en Camaleño, próximo a Potes, en la gran comarca cántabra de Liébana. Es una cita turística obligada para los vecinos y visitantes y, con el acceso creado para el tránsito de peatones al monasterio, acceder a la zona es seguro y fácil.

Por ello, el camino de Potes a Santo Toribio es todo un privilegio que alberga la naturaleza de Cantabria y goza de un espectacular paseo que finaliza en el monasterio franciscano.

Desde Potes, por la carretera CA-185 Potes-Fuente Dé podemos llegar hasta Santo Toribio, solo necesitas ganas de caminar y de pasar un buen día por estos parajes. Con el fin de compatibilizar el tránsito de los peatones que caminan por la carretera CA-885 de acceso al Monasterio de Santo Toribio de Liébana con la circulación rodada de dicha carretera, en condiciones adecuadas de seguridad vial, la Dirección General de Obras Públicas llevó a cabo el “Proyecto de construcción de paseo peatonal en la carretera CA-885, del PK 0+000 al PK 2+100. Tramo: Potes-Monasterio de Santo Toribio de Liébana”.

De esta manera, gracias a este trayecto, se proyecta un paseo peatonal junto a esta carretera desde las inmediaciones de la intersección con la carretera CA-185, Potes-Fuente Dé hasta el Monasterio de Santo Toribio de Liébana. La longitud total del nuevo camino propuesto es de 2.196 metros, de los cuales, aproximadamente los 200 m. iniciales se sitúan dentro del municipio de Potes, ubicándose el resto del mismo en el municipio de Camaleño. La anchura libre considerada para el paseo es de 2,00 m. Esta sección puede verse reducida hasta 1,50 en determinadas zonas puntuales en los que la orografía de la zona así lo imponga.

Además, por el camino, se encuentra la disposición de una serie de bancos y árboles y la “Estatua del Peregrino”, ubicada en la isleta central del enlace entre las carreteras mencionadas (CA-185 y CA-885). Para la seguridad del peatón, el camino cuenta con la seguridad necesaria para que el mismo sea un paseo de paz y ocio. Por ello existen pasos de peatones regulados por semáforos y controles de velocidad para los vehículos que transiten por la zona desde Camaleño, para que aminoren su velocidad al llegar a la intersección.

De esta forma y gracias a este acceso, se consigue un espacio continuo reservado para los viandantes desde Potes hasta el monasterio de Santo Toribio de Liébana. En resumidas cuentas, tanto en coche como andando, desde Potes para llegar al monasterio debes salir de la capital de la comarca de Liébana en dirección a Camaleño y Fuente Dé por la carretera CA-185. Enseguida, verás a mano izquierda el desvío que va subiendo hasta la ladera donde se encuentra el monasterio.

Ruta Potes-Santo Toribio de Liébana

MONASTERIO DE SANTO TORIBIO

Una vez que hemos llegado a nuestra meta, el Monasterio de Santo Toribio, y ya ubicados en Camaleño, nos encontramos con obras de Beato de Liébana, así como una reliquia del Lignum Crucis, que es el trozo más grande conocido de la cruz donde murió Jesucristo.

Uno de sus encantos, su ‘Puerta del Perdón’, se abre al comienzo de cada Año Jubilar Lebaniego para recibir a los peregrinos, un evento único e inolvidable que sirve para que sus gentes demuestren al mundo su gran hospitalidad. Además, junto a Jerusalén, Roma, Santiago de Compostela y Caravaca de la Cruz, es uno de los lugares santos del cristianismo y fue declarado Monumento Nacional en 1953. No solo nos fijamos en la zona principal del Monasterio de Santo Toribio porque en las inmediaciones hay varias ermitas que no deben pasar desapercibidas, como la de San Miguel.  Potes, que es el lugar donde comienza este camino, es uno de los municipios con más encanto de Cantabria. Turistas y cántabros visitan Liébana cada año como una cita indiscutible. Rodeada de un espectacular paisaje y situada en la confluencia de los cuatro valles de la Comarca, la villa nos descubre a cada paso su rica historia.

Aparece mencionada documentalmente desde mediados del siglo IX y desde los años finales del medievo estuvo vinculada a la Casa del Marqués de Santillana, primero, y a la del Infantado, después. Potes es conocida como la villa de los puentes (de ahí su nombre) y de las torres. De manera especial destacan la del Infantado (hoy sede de exposiciones) y la de Orejón de la Lama, ambas del siglo XV.

Comentarios