sábado 28/5/22

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla (PRC), ve una "tendencia", aunque todavía "incipiente", de crecimiento de población en algunas zonas rurales de la comunidad autónoma y cree que esto "va a ir a más" con las medidas que está desarrollando el Gobierno regional para garantizar los servicios en los pueblos.

En la reunión celebrada este viernes del Consejo Asesor contra el Despoblación se ha analizado un informe del Instituto Cántabro de Estadística (ICANE) que constata un aumento del 0,63% en la densidad de población de 22 de los 39 municipios en riesgo y un estancamiento en los 17 restantes.

Revilla, que ha presidido esta quinta reunión de este órgano colegiado y consultivo, ha señalado que hay personas que "se están empezando a empadronar en los pueblos", hay gente, alguna de fuera de Cantabria, que están comprando casas abandonadas para rehabilitarlas y hay una demanda "muy importante" en algunos municipios rurales de suelo para construir vivienda nueva. Además, ha resaltado que, a raíz de la pandemia, hay gente que está decidiendo trasladarse a las zonas rurales después de que se haya visto que el confinamiento ha sido "mucho más soportable" en los pueblos que en grandes ciudades.

MEDIDAS YA EN MARCHA PARA LUCHAR CONTRA EL DESPOBLAMIENTO

El Consejo Asesor para la Lucha contra el Despoblamiento de los municipios de Cantabria se constituyó hace dos años y está formado por diversos representantes del Gobierno de Cantabria, de la Federación de Municipios de Cantabria, de la Delegación del Gobierno, la Universidad de Cantabria o los Grupos de Acción Local (GAL), entre otros agentes.

Acompañado por la consejera de Presidencia, Interior, Justicia y Acción Exterior, Paula Fernández, y el titular de Desarrollo Rural, Guillermo Blanco, el presidente ha dado cuenta al resto de integrantes del Consejo de las medidas puestas en marcha el Gobierno regional para garantizar que la población rural tenga acceso a los mismos servicios de la que disfrutan los que viven en los municipios más poblados, entre las que destacan la aprobación de la Estrategia contra el Despoblamiento y la delimitación de los 39 municipios con mayor riesgo de pérdida poblacional.

Revilla ha subrayado que se están dando ya "pasos muy positivos" en esta línea, como son, por ejemplo, en el ámbito educativo, la oferta de plazas escolares en zonas con baja densidad de población, que incluye un incentivo en nómina para los docentes, así como el mantenimiento de las escuelas de los pueblos y la gratuidad del transporte escolar en Infantil, Primaria y Secundaria.

En materia sanitaria, ha puesto de relieve el acuerdo alcanzado con el Colegio de Farmacéuticos para que las farmacias y botiquines de los 39 municipios en riesgo de despoblamiento de Cantabria suministren sistemas personalizados de dosificación de medicamentos a los pacientes (los conocidos como 'pastilleros'). También en este ámbito, Revilla ha hecho mención a otras acciones específicas que se están desarrollando en enclaves particulares como el Valle de Villaverde, enclave cántabro situado en la comunidad vecina, donde se reparten entre los vecinos cheques-consumo para que realicen sus compras en este municipio.

Además, muy pronto entrará en vigor el convenio sanitario con el País Vasco, por el que podrán recibir atención en el Sistema Vasco de Salud (Osakidetza), que firmarán próximamente Revilla y el lehendakari, Íñigo Urkullu. Aunque aún no hay fecha cerrada para la firma, Revilla ha señalado que espera que sea "en menos de 15 días" y tenga lugar en el Palacio de Ajuria Enea, en Vitoria.

Otra medida que para Revilla es importante ha sido la instalación de 38 cajeros automáticos en zonas rurales en riesgo de despoblación o los contactos que por parte del Gobierno regional, algunas incluso a través de él mismo, con las entidades bancarias para evitar el cierre de sus oficinas en los pueblos de estos 39 municipios en riesgo de despoblamiento, una medida que no se descarta extender a otras zonas. También ha destacado que se está "a punto de culminar" una de las cuestiones que, a su juicio, es "más importante" para evitar la despoblación de las zonas rurales, y es que "no quede ni un solo municipio de Cantabria y ni un solo habitante" de la comunidad que no tenga acceso en su domicilio a la red de banda ancha de internet. "Yo siempre he dicho que si la gente tiene cerca un maestro, un médico, tiene un buena carretera y está conectado (a internet) pues ya no hay muchas disculpas para que la gente, si no quiere marcharse, no se marche", ha apostillado.

El Plan de Inversiones Municipales 80-20 de la Consejería de Obras Públicas y la mejora de las redes municipales de abastecimiento, el programa de viviendas rurales comunitarias, la mejora de las comunicaciones de los consultorios médicos, el programa de capacitación digital en los entornos rurales, la supresión de la parte fija del canon de saneamiento para los municipios despoblados y el conjunto de las políticas de la Consejería de Desarrollo Rural destacan entre las actuaciones diseñadas por el Gobierno cántabro.

Además, el Ejecutivo viene colaborando con el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico para implementar servicios como los puntos de recarga de vehículos eléctricos, para el que llegarán a la región 578.000 euros, y con otras comunidades autónomas con las que comparte esta misma problemática, como es el caso de Asturias y Galicia.

También Revilla ha anunciado que seguirá reivindicando ante el Gobierno de España una ley de financiación autonómica que tenga en cuenta el coste real de los servicios por encima del criterio poblacional, "asunto que parece que se va a paralizar en esta legislatura, pero, sin duda, será objeto de la siguiente".

Con todas estas medidas, Revilla ha confiado en que se pueda "revertir" la "nefasta política" que se inició en España a partir de la década de los 70 del siglo XX de abandonar los pueblos, algo que ha sido "letal" y cuyas consecuencias se están viendo ahora con situación de desabastecimiento de productos como el cereal en el país, que ahora hay que exportarlo.

Por su parte, la consejera de Presidencia ha explicado que el Consejo de Gobierno aprobará próximamente el informe de las medidas llevadas a cabo en 2021 para frenar la despoblación de las zonas rurales para remitirlo, posteriormente, al Parlamento de Cantabria. "El trabajo ha sido muy importante", ha destacado Fernández, que cree que Cantabria está trabajando "en una buena dirección" y, en este sentido, ha destacado que desde el Ministerio para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico siempre se felicita al Gobierno de Cantabria por las medidas que está poniendo en marcha para luchar contra el despoblamiento.

LEY DE RETO DEMOGRÁFICO

Por otra parte, la consejera ha explicado que se está avanzando en la futura Ley de Reto Demográfico de Cantabria, que aunque no hay plazos para su aprobación se intentará que esté lista antes de que finalice la legislatura.

Concretamente, en la reunión de hoy se ha dado cuenta de las labores que, en este sentido, están desarrollando los distintos grupos de trabajo a partir del borrador para esta ley que presentaron los grupos de acción local. Antes de iniciarse la tramitación de esta ley, se quiere "consensuar" con todos los agentes implicados en el seno del Consejo Asesor para lograr "un buen texto".

También Fernández ha dado a conocer que alcaldes de algunos de los municipios cántabros en riesgo de despoblamiento realizarán el próximo 5 de mayo una visita a Bruselas para conocer las buenas prácticas que están llevando a cabo en otros países europeos que tienen territorios con similares características a Cantabria.

Comentarios