lunes 6/12/21
ESPAÑA

Las estafas en el negocio de las bodas

Algunas empresas juegan con la ilusión de los novios incluso meses antes del día de su enlace.

Una pareja de Cantabria denuncia el caso de una franquicia de Barcelona a la que contrataron un servicio pagando por anticipado, no llegó a acudir y no ha vuelto a entrar en contacto con el matrimonio, algo que han sufrido varias personas en España durante los últimos meses.

Algunos gastos de la boda se pueden recuperar
Algunas empresas juegan con la ilusión de los novios meses antes de su boda

Es el día más importante de los novios. Durante meses la vida de cualquier pareja gira en torno a organizar todos los detalles del día de su boda, en un intento de que sea no solo como ellos quieren, sino que también sea inolvidable para los asistentes. A su alrededor hay siempre todo un negocio que incluye vestidos, calzado, peluquería, iglesia, convite y entretenimiento. Pero todo ese maremágnum de empresas, trabajadores e invitados parece tener un lado oscuro que se aprovecha de la necesidad y, muchas veces, nervios de los novios.

Es el caso de varias parejas en España, entre ellas una de Cantabria que ha sufrido lo que podría ser una estafa por parte de Cuatro Ases Eventos S.L., empresa catalana que cuenta con 32 oficinas en nuestro país y cuya actividad se centra en proporcionar fotomatones y elementos de entretenimiento para las bodas. Según ha podido saber este diario, la empresa ha cobrado por adelantado los servicios que presta sin llegar nunca a presentarse, incumpliendo contratos que ella misma firma.

El relato de esta pareja comienza en 2015, durante la celebración de Expobodas en el Palacio de Exposiciones de Santander. Es allí donde Cuatro Ases Eventos S.L. anuncia sus productos y diversas ofertas que logran atraer la atención de los novios. Una de ellas incluía varios productos al precio de 350 euros, aproximadamente la mitad de lo que vendría a valer. Un precio incluido en el contrato y que debe ser pagado “mediante VISA”.

La empresa ha cobrado por adelantado los servicios que presta sin llegar nunca a presentarse, incumpliendo contratos que ella misma firma

El contrato llegó por correo electrónico meses después, entre octubre y noviembre, y una vez firmado se les aseguró desde la empresa que “se pondrían en contacto semanas antes de la boda”. Pero esa llamada o ese correo electrónico nunca llegó. De hecho, tuvo que ser la propia pareja la que tomase la iniciativa, aunque no sin problemas.

El teléfono de contacto dado, con una voz pregrabada que redirige a diferentes extensiones, nunca les puso con algún responsable de Cuatro Ases Eventos, por lo que recurrieron al correo electrónico. Fue a través de este cuando recibieron por respuesta que “una semana antes de la boda se pondrían en contacto con nosotros”.

Y de nuevo, ese contacto nunca llegó. El organizador de Expobodas, David Sainz, llegó a explicar a la pareja que la empresa “desde marzo no da el servicio”, y que hay muchos otros jóvenes matrimonios en una situación similar. De hecho, durante la búsqueda de empresas la pareja de Cantabria escuchó todo tipo de experiencias referidas a esta empresa, positivas y negativas.

La empresa, sin embargo, no aparenta haber incurrido en ningún tipo de quiebra. No solo no ha tenido repercusión mediática, sino que su página web sigue ofreciendo los servicios que cobra y no realiza, y en su perfil de Facebook llega incluso a promocionar su sistema de franquicias.

“No pensamos que fuera a pasar esto”, ha reconocido la novia afectada

Incumplimiento de contrato

“No pensamos que fuera a pasar esto”, ha reconocido E.R., la novia afectada. Evidentemente, lo ocurrido no tuvo un gran impacto en la ceremonia en sí, pero sí afecta a sus bolsillos, pues consideran que “el dinero no se va a recuperar”. En este sentido, y dado que son varios los afectados por esta presunta estafa, están estudiando la posibilidad de ejercer presión de forma colectiva.

Y eso supone un incumplimiento del contrato que la propia empresa ofrece y firma. Según el documento al que ha tenido acceso este diario, la empresa tiene la obligación de asistir al evento con el material contratado siempre que se le entreguen los datos del evento con al menos una semana de adelanto, aunque no especifican qué ocurre si no contestan las llamadas o los correos.

La mayoría de las cláusulas especificadas en el contrato, tanto las que obligan a la empresa como al miembro de la pareja que contrata el servicio, hacen referencia a la corrección de los invitados a la boda y de las condiciones por las que no se puede devolver el importe.

Sin embargo, todas ellas hacen referencia a los tiempos en los que los novios deben avisar a Cuatro Ases Eventos. En el caso de esta pareja de Cantabria, los plazos se cumplieron con mucho margen, como confirman los correos electrónicos intercambiados entre compañía y el joven matrimonio.

De hecho, y según relata E.R., durante la semana previa al enlace, y ante la falta de comunicación de la empresa (comprometida en las conversaciones mantenidas), las llamadas fueron constantes, intensificándose en los días previos a la boda. Pero nunca recibieron respuesta.

Algo similar le ha ocurrido a este diario, que ha tratado de ponerse en contacto con Cuatro Ases Eventos y que ha recibido por respuesta el mensaje pregrabado de la compañía, sin poder contactar con nadie que explicara lo ocurrido.

Comentarios