jueves 2/12/21
MEDIO AMBIENTE

Clausurada la cantera de Laherrán en Piélagos por actividad clandestina

Ecologistas en Acción anuncia el acuerdo con el ayuntamiento por la ilegalidad de la actividad de molienda y la clasificación de árido.

Ecologistas en Acción Cantabria ha anunciado este viernes, que el 15 de febrero la alcaldesa de Piélagos, Verónica Samperio, ha acordado la clausura de la cantera Laherrán, ubicada en la localidad de Arce, al declarar "clandestina" la actividad de molienda y clasificación de áridos por carecer de las autorizaciones legales oportunas.

Asimismo, y según estas fuentes, la alcaldesa ha resuelto incoar expediente sancionador a la empresa por una infracción urbanística grave.

Ante la demanda de vecinos próximos a la cantera, Ecologistas en Acción Cantabria ha realizado diversas denuncias sobre la ilegalidad de la misma y de sus actividades de transformación. En concreto, el 18 de noviembre de 2015 solicitó al Ayuntamiento la paralización de todas las actividades en la cantera Laherrán, también conocida como La Garma, que carecían de licencias.

Revisados los expedientes municipales, Ecologistas en Acción ha comprobado que la actividad extractiva de la cantera carece de autorizaciones municipales preceptivas como licencias de actividad, obra y puesta en funcionamiento. Tampoco tiene autorización ambiental expedida por la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria ni la preceptiva autorización de la Comisión Regional de Ordenación del Territorio y Urbanismo (CROTU) por ubicarse en suelo no urbanizable.

Del mismo modo, las actividades en las instalaciones complementarias a la cantera, la planta de tratamiento de áridos, así como la planta de hormigón, también carecen de las autorizaciones municipales preceptivas, ha señalado EA Cantabria, quien en este sentido ha anunciado que solicitará una ampliación de los motivos del cierre de las instalaciones, así como de la apertura de expediente sancionador.

La agrupación ecologista ha señalado que en varias ocasiones desde los años 70, los vecinos que viven "muy cerca" de las instalaciones de la cantera han protestado y denunciado las molestias como consecuencia de las explosiones, el ruido y el polvo originado por estas actividades mineras e industriales.

También ha recordado que la empresa ha iniciado en varias ocasiones los trámites para su legalización, pero nunca los ha finalizado, pues no ha presentado toda la documentación que se le solicitaba. A pesar de ello, "las anteriores corporaciones nunca controlaron ni exigieron que la empresa cumpliera con los requisitos legales para su funcionamiento", ha denunciado EA.
 

Comentarios