martes. 21.05.2024

La Policía Nacional ha detenido en Castro Urdiales a tres personas, con edades comprendidas entre los 19 y 66 años, tras estafar casi 18.000 euros en total a una treintena de personas de diferentes puntos del país mediante falsas reservas de pisos, villas o habitaciones de hoteles en conocidas plataformas de internet.

Los tres detenidos, dos hombres y una mujer son miembros de una misma familia que cuenta en su historial con múltiples hechos delictivos de estas características. Así, dos de ellos llevaban meses siendo investigados por una amplia lista de estafas y el tercero se hallaba en busca y captura por un hecho similar, según ha informado el Cuerpo.

Afectados repartidos por todo el territorio nacional acudieron a dependencias policiales durante el año pasado y en la actualidad para denunciar que habían sido víctimas de una estafa, ya que, tras abonar diferentes cantidades de dinero para reservar sus alojamientos, los supuestos arrendadores cortaban toda comunicación.

A raíz de esas denuncias que se iban interponiendo en diferentes dependencias policiales por toda España comenzó la investigación policial, que llevó a los agentes a considerar que los posibles autores podían residir en Cantabria.

Los investigadores pudieron verificar que el modus operandi empleado era el mismo en la práctica totalidad de las estafas que se les imputan, dividido en tres fases. En la primera, insertaban anuncios en diferentes portales de alojamientos en internet haciendo un uso fraudulento de imágenes de hoteles, inmuebles, villas, etcétera, a través de los que la persona interesada podía contactar directamente o dejar sus datos de contacto y esperar a que contactaran con ella.

A continuación, los estafadores se ponían en contacto con sus víctimas, a las que solían enviar un enlace a una página web para que se registraran y en ella se les explicaba cómo debían realizar el pago de la reserva del alojamiento. Para finalizar, la tercera fase se basaba en el abono del dinero por parte del arrendatario, momento en el que el presunto arrendador cortaba cualquier tipo de comunicación con el cliente.

El pasado 3 de abril, efectivos del Grupo de Delincuencia Económica y Tecnológica de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Santander establecieron un dispositivo para localizar y detener a los presuntos autores de una lista de estafas con en torno a 30 afectados.

En la mañana del día 18, agentes del Grupo de Delincuencia Económica y Tecnológica de la Jefatura Superior de Cantabria procedieron a la detención de las tres personas, que contaban con antecedentes policiales y fueron puestos a disposición judicial.

Detenidos en Castro Urdiales tres familiares que estafaron 18.000 euros mediante...
Comentarios