jueves. 07.07.2022

La Policía Nacional ha desarticulado en Santander un grupo criminal itinerante dedicado al robo de viviendas, una operación que se ha saldado con cuatro hombres detenidos, con edades entre 29 y 45 años. La investigación se inició el pasado 2 de junio, cuando un vecino llamó al 091 alertando de que se estaba cometiendo un robo con fuerza en su domicilio.

Cuando al lugar llegaron agentes del Grupo Segundo de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta (U.D.E.V.-2), de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Santander, los policías se entrevistaron con el requirente, quien les explicó que instantes antes había sonado insistentemente el timbre de su domicilio y al acercarse al mismo y mirar por su mirilla había observado a dos varones, uno en la puerta de su domicilio y el otro en la de su vecino, que permanecían en actitud de escucha.

Ante esto procedió a llamar a la Policía, haciendo un pequeño ruido que fue percibido por los sospechosos, que abandonaron el lugar. Sin embargo, el ciudadano aportó a los agentes las características físicas de ambos autores.

Posteriormente, hasta el lugar se desplazó la Brigada Provincial de Policía Científica para realizar la correspondiente Inspección Técnico Policial para la búsqueda de vestigios y recabar otras informaciones relevantes para documentar la resolución del delito.

Las investigaciones policiales del Grupo Segundo determinaron que la autoría de los hechos se correspondía a una organización criminal itinerante que tiene establecida su base en Bilbao y cuyo modus operandi son los robos con fuerza mediante los métodos del 'bumping' (apertura de la llave y sin forzar la cerradura) e 'impresioning' (colocación de láminas de aluminio deformable en la cerradura para que graben las marcas de la llave original y obtener una copia).

La autoría de los hechos se correspondía a una organización criminal itinerante que tiene establecida su base en Bilbao

Estas circunstancias se comunicaron a los agentes del dispositivo operativo policial de prevención de robos en domicilios establecido por la Jefatura Superior de Policía de Cantabria y puso en alerta a todos los dispositivos policiales, con la finalidad de evitar la comisión de nuevos ilícitos y lograr la detención de los delincuentes integrantes de esta organización criminal.

En la misma tarde del 2 de junio, los agentes del Grupo Segundo sorprendieron a dos de los miembros de la organización criminal cuando éstos se encontraban comprobando las puertas exteriores de acceso de urbanizaciones ubicadas en la calle General Dávila de Santander.

En ese momento, los policías procedieron a la detención de ambos individuos, como presuntos autores de los delitos de robo con fuerza y pertenencia a organización criminal. A los detenidos se les intervino, entre otros efectos, los siguientes: tres llaves multipunto, las cuales son utilizadas para la apertura de las cerraduras mediante el método 'Bumping' o 'Impresioning', un soporte para las mismas, un par de guantes de color negro, unas tijeras plegables, un móvil y dinero en efectivo.

Posteriormente, agentes del Grupo Operativo de Respuesta de la Brigada de Seguridad Ciudadana de la Jefatura Superior de Policía de Cantabria, localizó, identificó y detuvo en la calle Cardenal Herrera Oria de Santander, a los otros dos varones, como presuntos autores de los delitos de robo con fuerza y pertenencia a organización criminal.

A estos detenidos se les intervino varias láminas metálicas, las cuales son utilizadas para la apertura de cerraduras por el método impresioning, localizadas entre sus pertenencias, y un vehículo de la marca Peugeot modelo 307.

En el posterior registro de este vehículo intervenido, se localizó en el interior del mismo: 2 tablets, 23 láminas de aluminio, y un calcetín anudado conteniendo más de 30 piezas de joyería.

Se localizó en el interior del mismo: 2 tablets, 23 láminas de aluminio, y un calcetín anudado conteniendo más de 30 piezas de joyería

Fruto de las investigaciones policiales, los agentes constatan que los cuatro detenidos estaban relacionados y serían presuntamente participantes en múltiples robos con fuerza cometidos entre 2021 y el 2022 en Santander, ha informado en un comunicado la Policía.

Los cuatro detenidos, con antecedentes por hechos de la misma naturaleza, fueron puestos a disposición judicial, decretando el juez el ingreso en prisión de uno de ellos. Las dos tablets, e igualmente todas las joyas recuperadas, han sido ya reconocidas y entregadas a sus legítimos propietarios en calidad de depósito. Estos efectos habían sido sustraídos y denunciados esa misma tarde, día 2 de junio, las joyas en la localidad de Astillero y las tablets en Santander.

Para evitar este tipo de sucesos, la Policía recomienda a los ciudadanos una serie de consejos para evitar posibles robos en domicilios, como son cerrar con llave y activar la alarma y demás medidas de seguridad, incluso para ausencias muy breves; mejorar la seguridad de la vivienda (bombín, cerradura, mirilla...), y comprobar si la puerta del domicilio tiene alguna marca o señal, como son recortes de plástico o similar colocada por posibles delincuentes para detectar si hay movimiento de entrada y salida de personas, o si por el contrario la vivienda está sin moradores.

También se pide no abrir la puerta a desconocidos y avisar la Policía si escucha ruidos extraños, observa actividad donde no debería haberla, ve personas o coches no habituales merodeando o hay mirillas manchadas u objetos fijados entre el marco y la puerta. Además, se pide a los ciudadanos que si se encuentran la puerta de su domicilio abierta o una ventana rota no entren y avisen a la Policía.

Comentarios