miércoles. 06.07.2022

Cuatro vecinos de una vivienda del barrio de El Puente, en Guriezo, así como la farmacia y un bar ubicados en el mismo han sido desalojados la mañana de este martes por precaución, ante un fuerte olor a gas. Sin embargo, el barrio ha recuperado la normalidad poco después del mediodía, al determinarse que no había peligro para la población. Según han informado fuentes de la DYA Cantabria a Europa Press, el olor a gas en la zona de El Puente hizo que, sobre las 11.07 horas, se movilizaran al lugar efectivos de prevención de la DYA Cantabria, junto a Bomberos y Guardia Civil. Los bomberos estuvieron investigando de dónde procedía el olor y finalmente se determinó que lo hacía del tanque de gas ubicado en una urbanización de la zona, que este mismo martes había sido objeto de una revisión. Al comprobarse que no había peligro de ningún tipo, las personas desalojadas pudieron regresar a viviendas y locales.