viernes. 23.02.2024

El descarrilamiento del tren de mercancías en Lantueno, en la línea Santander-Reinosa, se debió a la rotura de una pieza de un vagón del convoy, según los primeros análisis tras la incidencia, registrada el lunes por la tarde y que en esas primeras horas afectó a cerca 400 viajeros de once servicios de Cercanías, Media y Larga Distancia.

De esa conclusión preliminar ha informado este martes el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias, en un comunicado en el que ha indicado que los daños en la vía por este incidente se suceden a lo largo de 300 metros.

Así, los trabajos de reparación, del motor de una aguja y que incluyen además la reposición de 600 traviesas, se prolongarán durante este martes y el miércoles también, según Adif.

El descarrilamiento de dos vagones del mercancías -que transportaba vehículos y hacía el trayecto de Venta de Baños, en Palencia, a Muriedas, en Cantabria- se produjo a las 16.30 horas del lunes en un tramo de vía única -el último de la línea C1-, a la entrada de la estación de Lantueno. Desde entonces, está interrumpida la circulación entre este punto y Reinosa.

TRASBORDOS POR CARRETERA

Para garantizar la movilidad de viajeros, la empresa ferroviaria estableció un Plan Alternativo de Transportes (PAT) por carretera, para los usuarios de las Cercanías Santander-Reinosa, con rotaciones en Bárcena y transbordos en autobús entre esta localidad y Reinosa.

Y para los trenes de Media y Larga Distancia, que une Cantabria con Valladolid, Madrid y Alicante, los transbordos se realizan entre Reinosa y Torrelavega (y desde esta última estación y hasta Santander también, pero por las obras de duplicación de la vía en este trazado).

El lunes por la tarde, la incidencia afectó a ocho trenes de Cercanías, en los que viajaban un centenar de personas; y a tres de Larga Distancia, con 300 pasajeros.

TRABAJOS PARA SOLUCIONAR LA INCIDENCIA Y RESTABLECER LA CIRCULACIÓN

Adif ha destacado que trabaja en resolver la incidencia y restablecer la circulación ferroviaria. En este sentido, ha detallado que en primer lugar retiraron los vagones del mercancías que no descarrilaron y durante la noche fueron cortados por la mitad los dos que se salieron de la vía.

Así, quedaron sobre el trazado las otras dos mitades pendientes de ser retiradas por una grúa de carretera, que ha llegado este martes por la mañana a Lantueno, para desalojar los restos de los dos vagones que aún permanecen en la vía.

Una vez quede la vía liberada, Adif trabajará en el restablecimiento y reparación del motor de una aguja y de las traviesas afectadas (unas 600), así como de todos los daños en la vía, que se prolongan a lo largo de 300 metros. Calcula que estas tareas se desarrollarán entre este martes y miércoles.

SEGUNDO DESCARRILAMIENTO EN MENOS DE UN MES

Este descarrilamiento de un tren en Cantabria se suma al registrado recientemente, el pasado 21 de septiembre, en Heras, en Medio Cudeyo, dentro de la línea de Cercanías C3 Santander-Liérganes.

Tuvo lugar a primera hora de la mañana y no se produjeran daños personales ni materiales, aunque el suceso obligó a interrumpir durante varias horas la circulación hasta La Cantábrica (Astillero).

El mercancías descarriló en Lantueno por la rotura de una pieza de un vagón
Comentarios