domingo. 03.07.2022

La sexta ola de Covid-19 sigue su lento descenso en Cantabria, donde el coronavirus ha infectado a casi el 22% de la población desde el inicio de la pandemia y causado 804 fallecidos.

Así, según el último recuento de la Consejería, correspondiente al 7 de marzo, Cantabria, que sigue en nivel 1 de riesgo (bajo), ha sumado 175 casos nuevos de coronavirus, que son 96 más que en la jornada anterior.

Sin embargo, se ha reducido en tres el número de hospitalizados, hasta 61, y se mantienen en nueve los ingresados en la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI). De este modo, la tasa de ocupación hospitalaria ha descendido dos décimas y está en el 3,8% mientras que la de ocupación UCI sigue en el 6,4%. La tasa de ingresos en críticos a siete días ha crecido dos décimas, al 0,2%, y la tasa de ingresos en los hospitales no ha registrado variación --7,9%--.

Todos estos indicadores hospitalarios están en nivel de riesgo bajo excepto la tasa de críticos, que sigue en nueva normalidad.

De los ingresados, 49 están en el Hospital Marqués de Valdecilla, incluidos los nueve en la UCI; siete en el Hospital de Laredo; y cinco en el Hospital Sierrallana.

TRANSMISIÓN COMUNITARIA

La incidencia acumulada a 14 días sigue su tendencia a la baja y ha descendido a 438 casos por cada 100.000 habitantes, 19 menos que la víspera. La acumulada a siete días, al contrario que en jornadas previas, ha retrocedido ligeramente, hasta los 210 casos, que son nueve menos. Ambos indicadores están en nivel de riesgo alto.

La incidencia en personas mayores de 65 años también se ha recortado, con la acumulada a 14 días en 363 casos y a siete días en 157, con lo que se mantienen en nivel de riesgo muy alto.

En la última semana se han detectado en Cantabria 1.222 positivos, que se elevan a 2.552 si se tiene en cuenta también la anterior. Así, el virus sigue en retrocediendo, con una tendencia del -8%.

En cuanto a la positividad de las pruebas, se sitúa en el 17,,7% por ciento, medio punto menos que el día anterior.

Continúa en descenso la sexta ola en Cantabria, que se mantiene en nivel de riesgo bajo
Comentarios