lunes 6/12/21
TRIBUNALES

La Audiencia celebra esta semana el juicio con jurado por el crimen de Caloca

La Fiscalía pide para el acusado de matar a puñaladas a su pareja sentimental 15 años por homicidio y el Gobierno y la acusación particular 20 años por asesinato.

La Sección Tercera de la Audiencia Provincial celebrará esta semana, del 1 al 5 de febrero, el juicio con jurado popular contra el acusado de matar a puñaladas a su pareja sentimental en septiembre de 2013 en una pista forestal entre Caloca (Pesaguero) y la localidad de Casavegas, en Palencia.

En su escrito de conclusiones provisionales, la Fiscalía pide para el acusado, JC.P.V., 15 años de cárcel por homicidio, mientras que el Gobierno de Cantabria, personado como acusación popular por tratarse de un caso de violencia de género, y la familia, piden una condena de 20 años de cárcel por asesinato.

La Fiscalía reclama además indemnizaciones para los dos hijos de la víctima, una de ellas menor de edad, y para los padres, por un total de 230.000 euros, así como la prohibición de aproximarse a la familia a menos de un kilómetro durante 16 años.

El Ministerio Fiscal aplica en su petición de condena la agravante de parentesto, dado que desde el año 2010 mantenían una relación de pareja estable. El acusado, que ha confesado haber cometido el crimen por celos, alega como atenuante que se encontraba bajo los efectos del alcohol y las drogas, por lo que su defensa pide una condena de 10 años.

Según el relato de la Fiscalía, los hechos ocurrieron la noche del 18 de septiembre de 2013, cuando después de cenar en un restaurante de Polaciones, la pareja se desplazó en el coche de ella por una pista forestal que une Caloca y Casavegas -localidad de Palencia-, al parecer con el fin de ver y oír la berrea.

Cuando llegaron a un lugar conocido como 'La vuelta del Rozo', ya a medianoche, comenzaron una discusión motivada supuestamente "por los celos del acusado", quien cogió una navaja o cuchillo del interior del coche y asestó a la mujer "hasta 12 puñaladas" que le causaron la muerte, "no instantáneamente pero sí de manera rápida".

Según el relato del Ministerio Fiscal, el acusado arrastró el cuerpo de la novia hasta la cuneta y lo tiró a la maleza, donde permaneció hasta ser descubierto por unos excursionistas el 20 de septiembre de 2013. Además de abandonar el cuerpo se llevó el coche de la víctima y lo dejó aparcado en Santander, donde fue recuperado ese mismo día. El acusado se encuentra en prisión provisional desde entonces.

Comentarios