jueves 9/12/21

María del Mar Iglesias,  alcaldesa de Limpias, lamenta la falta de empatía y diálogo actual.

¿De qué manera colabora el Ayuntamiento de Limpias en la lucha contra la violencia de género?

Limpias ha realizado durante el presente año su Plan de Igualdad. Es un documento transversal a todas las actuaciones y procesos de esta administración local. Segundo, tal como exige la Ley para la igualdad efectiva entre hombres y mujeres 3/2007 y leyes posteriores que la desarrollan. Y especialmente el Real Decreto-Ley 12 /2020, de 31 de marzo, de medidas urgentes en materia de protección y asistencia a las víctimas de violencia de género asumiendo las competencias y responsabilidades que nos corresponden tanto en la protección y control de víctimas por parte de la policía local como con el apoyo, asesoramiento y ayuda a través de los Servicios Sociales Municipales.

¿Considera que la pandemia ha hecho dar un paso atrás en esta materia?

A nivel general sí que se comenta un incremento de las agresiones a mujeres y a sus hijos

En este tiempo de pandemia, en Limpias no se ha constatado un incremento de casos de agresión o de personas en régimen de protección, pero a nivel general sí que se comenta un incremento de las agresiones a mujeres y a sus hijos y los servicios sociales y médicos comentan que los episodios de sufrimiento psicológico y problemas mentales se han agravado, lo cual nos preocupa grandemente, ya que de ninguna manera somos ajenos a lo que ocurre en la sociedad y además debemos ejercer una labor de prevención y garantizar en la medida de nuestras posibilidades el bienestar del vecindario.

¿Cree que los jóvenes están repitiendo patrones de comportamiento que parecían ya olvidados?

Yo confío mucho en la juventud, creo en la educación como medio para resolver la mayoría de los problemas de la sociedad, y pienso que los jóvenes tienen actualmente las mejores oportunidades para formarse e informarse. Pero también veo que en la sociedad en general, las posturas se radicalizan mucho y falta el diálogo y la empatía, lo cual dificulta las relaciones interpersonales.

¿Un deseo de cara al futuro?

Mi deseo de cara al futuro en este ámbito, es seguir avanzando en la igualdad entre hombres y mujeres, que las leyes y las normas que se dictan desde los parlamentos no retrocedan en el empeño de conseguir que este derecho humano se materialice realmente.

Y sobre todo hay un concepto que me parece muy interesante, que es el de corresponsabilidad, sobre todo aplicado en el ámbito familiar, avanzar en ese sentido es el camino para lograr que todas las personas tengan las mismas oportunidades de desarrollo personal, laboral y familiar.

Comentarios