domingo. 14.08.2022
CAMARGO

Soterran más de 500 metros de tendido eléctrico en Muriedas

Esta iniciativa responde a una "demanda histórica" de vecinos.

Tendido-eléctrico
Tendido eléctrico

El Ayuntamiento de Camargo y Viesgo han comenzado estos días los trabajos de soterramiento del tendido eléctrico de la línea Maliaño-Boo-Cacicedo, en el tramo urbano de Muridas comprendido entre el entorno del edificio Consistorial y la Avenida de Bilbao número 10, junto al Supermercado Lupa.

Estas labores suponen la eliminación del trazado aéreo de este cableado de media tensión, así como la posterior eliminación de las torretas que soportan el tendido eléctrico a lo largo del recorrido y la modificación de un centro de transformación para adaptarlo a la nueva instalación.

La alcaldesa, Esther Bolado, ha explicado que, para que el Ayuntamiento pueda realizar estos trabajos, ha sido "muy importante" la colaboración de la empresa Viesgo, propietaria de la línea, que se ocupa de parte de la obra de soterramiento, por lo que "están muy agradecidos por su buena disposición".

"Los trabajos se realizarán de forma compartida por parte del Ayuntamiento, que llevará a cabo la obra civil necesaria, y de Viesgo, que realiza la obra eléctrica sin que esto suponga un coste para el Consistorio", ha preciado la regidora en un comunicado.

De esta forma, la tarea de los trabajadores municipales es ejecutar la zanja y la canalización de los tubos por los que discurrirán los cables, un trabajo que ya ha comenzado, mientras que los empleados de la compañía eléctrica serán los encargados de introducir el cableado por las conducciones y proceder al desmontaje y retirada de los anclajes exteriores.

Esta iniciativa responde a una "demanda histórica" de vecinos, que "desde hace años solicitaban la eliminación de esta línea eléctrica a cielo abierto".

En concreto, el nuevo trazado soterrado de la línea transcurrirá desde la Avenida de Bilbao hasta la calle Pedro Velarde, pasando por la calle Juan Palencia, a través de una canalización bajo las aceras y el asfalto, y supondrá la puesta en funcionamiento de 510 metros de línea subterránea en conductor tipo RHZ-240.

Esto conlleva la eliminación de 365 metros de cable del anterior tendido aéreo y de los soportes metálicos y de hormigón, algo que supone un beneficio para el municipio, ya que disminuye el impacto visual y aumenta la seguridad de la instalación.

Comentarios