lunes. 03.10.2022
ASTILLERO

PRC acusa a PSOE y PP de "obstruir" la ejecución de las obras aprobadas por unanimidad del Pleno

El equipo de Gobierno ha enfatizado que se trata de "todas las obras aprobadas en pleno".

Se suspenden  las fiestas de San Isidro
Ayuntamiento de Astillero

El equipo de Gobierno (PRC) del Ayuntamiento de Astillero ha denunciado la "obstrucción" que PSOE y PP "han decidido imponer a la ejecución de las obras aprobadas en pleno por unanimidad".

Los regionalistas han indicado en un comunicado que "la excusa a ese bloqueo" en la última Comisión Informativa de Hacienda fue que "no se respetaba el orden de ejecución que ellos quieren imponer" en las obras aprobadas en pleno por unanimidad el pasado mes de junio.

El PRC ha señalado que en la comisión, celebrada este lunes, PSOE y PP votaron en contra de un modificado presupuestario de 1.276.877 euros para acometer, con cargo al remanente de tesorería de 2017, todas las obras aprobadas por el pleno.

Se trata de la reparación de aceras en la calle Ría de Solía, la remodelación del Barrio La Casona y la mejora integral de la calle Churruca, con una dotación de 471.000 euros las tres; el acondicionamiento y rehabilitación del pavimento del pabellón del Colegio José Ramón Sánchez (111.000 euros); la restauración y consolidación del cargadero de Orconera (454.000 euros); y la urbanización del Barrio Santa Ana y construcción de aceras en la calle Mediterráneo (240.000 euros).

El equipo de Gobierno ha enfatizado que se trata de "todas las obras aprobadas en pleno" pero, según socialistas y 'populares', no responden al "orden exacto" de ejecución que se aprobó y "se agarran a que en el pleno se estableció también la prioridad de las actuaciones siguiendo un criterio de necesidad en atención al estado actual de las calles que van a ser objeto de reparaciones".

"PSOE y PP han acordado que son ellos los que deciden qué vecinos y en qué orden merecen ser agraciados con las obras que aprobó el pleno, a pesar de que hay presupuesto suficiente para ejecutarlas todas y esa es la disposición del equipo de Gobierno", ha lamentado el alcalde, el regionalista Francisco Ortiz.

Por eso, el regidor municipal reta a PSOE y PP a que "hagan pública la alianza encubierta que mantienen", intentando "gobernar en la sombra", o, lo que para Ortiz es "todavía peor": "no dejando que nadie gobierne, aún a costa de perjudicar a los vecinos".

En este sentido, ha invitado a socialistas y 'populares' a que, "si quieren gobernar que sean valientes y presenten una moción de censura" y hagan frente a la opinión de sus partidos". "Los regionalistas lo aceptaríamos si con eso se realizan los proyectos que Astillero necesita", ha asegurado el regidor.

"Hagan una moción de censura y ejecuten los proyectos en el orden que sea su capricho, o déjennos gobernar y llevar a cabo las obras que el municipio necesita siguiendo, miren que sencillo, un orden de practicidad y optimización del tiempo", ha insistido el alcalde.

Ortiz ha augurado que los vecinos de Astillero comprobarán "muy pronto" como "las excusas de PSOE y PP para decir no a los proyectos se van desmoronando poco a poco y dejando traslucir los verdaderos motivos".

"Decían que queríamos imponer nuestro criterio, y renunciamos a una obra emblemática para el PRC como es la semipeatonalización de Díaz Pimienta; decían que no negociábamos, y renunciamos al skatepark e incluíamos las actuaciones que la oposición propuso, como el Barrio Santa Ana y la calle Mediterráneo; decían que querían ver los proyectos, y ya los tienen* ¿Ahora es el orden lo que no les gusta?", ha lamentado el alcalde.

Para el PRC, todas las obras aprobadas en el Pleno son "necesarias" y "prioritarias", no hay "vecinos de primera y de segunda", por lo que el orden lo están marcando los criterios "técnicos" y el que algunas actuaciones "ya tengan el proyecto elaborado", como la rehabilitación de La Casona y la mejora en Ría de Solía; y otras en redacción, como Churruca, Santa Ana y Mediterráneo.

No entienden los regionalistas que, con proyecto y dotación económica, algunos vecinos tengan que esperar las mejoras por un "capricho", sin ningún argumento "técnico" ni "lógico" que lo justifique, más allá del "porque yo lo digo".

O que se dejen fuera otras actuaciones tan necesarias como la del pabellón del colegio José Ramón Sánchez, donde lo que se está poniendo en riesgo es la integridad y seguridad de los alumnos del centro y de los deportistas que entrenan en la instalación.

"Nuestro objetivo es que esas obras se ejecuten lo antes posible, por eso, si una actuación ya tiene proyecto y presupuesto, debe empezar a realizarse, mientras se completan los trámites de otras", afirma el alcalde, para quien no tiene sentido, mantener paralizada una mejora solo porque "algunos quieren imponer un orden caprichoso y sin fundamento".

Comentarios