sábado 25/9/21
TRIBUNALES

El juez sanciona al exconcejal Marcelo Campos por “falta de formas y respeto” en su declaración por las irregularidades en el banco de alimentos de Camargo

El ex concejal de Asuntos Sociales de Camargo, Marcelo Campos
El ex concejal de Asuntos Sociales de Camargo, Marcelo Campos

El magistrado presidente del jurado que enjuicia las presuntas irregularidades en la plataforma de alimentos de Camargo, Agustín Alonso, ha anunciado una sanción a Marcelo Campos, exconcejal de Servicios Sociales del Ayuntamiento, por su declaración, este miércoles como testigo, en la vista, que se celebra esta semana en la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Cantabria. Según ha podido saber Europa Press por fuentes personadas en la causa, el juez -que también preside esa sección- ha decidido esa medida para el que fuera edil en el municipio cuando sucedieron los hechos por su actitud durante el interrogatorio, en concreto por sus formas y sus respuestas, con las que además no contestaba a lo que se le preguntaba, han apuntado.

Ante esto, y tras varias advertencias, el magistrado finalmente ha optado por sancionarle, algo inédito a lo largo de su trayectoria y en más de tres décadas en la Audiencia cántabra. Fuentes judiciales han explicado a esta agencia que ahora se abrirá el correspondiente expediente y el juez, después de oír al implicado, determinará la cuantía de la sanción, que puede ser de hasta tres meses -el importe de la cuota diaria se determinará en el propio expediente-. Después, el afectado podrá recurrir ante la Sala de Gobierno del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria.

Por su parte, fuentes presenciales han indicado que ya sucedió algo parecido durante esta testifical en fase de instrucción de la causa, y han concretado que esta vez Campos ha tenido también una actitud "prepotente", marcada en su opinión por una "falta de formas y de respeto". "Ha sido de escándalo", han considerado.

Por la supuesta malversación de caudales públicos con el uso fraudulento de vales de comida -que al parecer se entregaron a personas no incluidas en la lista oficial de beneficiarios- están imputados un voluntario que reconoció este extremo y lo denunció ante la Guardia Civil, y Jimena González, que fue secretaria del concejal, primero como miembro del grupo Ganemos y después, cuando fue expulsado del partido, como edil no adscrito.

Propuesto por la defensa de la principal procesada, Marcelo Campos ha declarado este miércoles en tercer lugar, después de otros dos testigos llamados por la Fiscalía y la acusación particular, que ejerce el Ayuntamiento. Ambos tenían que haber comparecido el martes pero, al alargarse esa sesión y la de la víspera, fueron citados de nuevo para esta jornada. Este jueves será el turno de conclusiones e informes de las partes y el juicio concluirá el viernes con el veredicto del jurado conforme al cual se dictará sentencia.

Comentarios