lunes 6/12/21
ELECCIONES GENERALES

Los ciudadanos demandan al PP la bajada de impuestos prometida en 2011

De Guindos considera que hay que “convencer” a los votantes y "poner de manifiesto lo que ha hecho cada uno", su "solvencia" y su "experiencia".

El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, entre la candidata al Congreso, Ana Madrazo, y el presidente del PP en Cantabria, Ignacio Diego
El ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, entre la candidata al Congreso, Ana Madrazo, y el presidente del PP en Cantabria, Ignacio Diego

La visita del ministro de Economía en funciones, Luis de Guindos, a Santander con motivo de su participación en un curso de la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) organizado por la Asociación de Periodistas de Información Económica ha obligado al PP a enfrentarse a la realidad de millones de ciudadanos.

De Guindos, acompañado de la candidata al Congreso de los Diputados, Ana Madrazo, y del presidente del partido en la región, Ignacio Diego, ha atendido a los medios en los Jardines de Piquío para, después, caminar unos metros hasta los coches que les llevarían hasta el Palacio de la Magdalena. Y ha sido en ese corto recorrido cuando una mujer se ha acercado a los tres y les ha explicado las "cábalas" que tiene que hacer para vivir ella y su hijo con una pensión de 900 euros; les ha demandado una reducción de impuestos y también que "los que han robado devuelvan el dinero".

Otra mujer, a la llegada a los Jardines de Pereda, le ha espetado al presidente del PP cántabro un “Nacho, te votaré”, ante lo que Diego, que no forma parte de la candidatura del 26J pero está al frente del partido en Cantabria, le ha agradecido su confianza.

Sin embargo, también han tenido que escuchar durante su recorrido algunos gritos a favor de Podemos.

Claro ganador

De Guindos ha dicho que "no cree" que habrá unas terceras elecciones pero no ha hecho cábalas acerca de las distintas posibilidades que habrá si, como indican las encuestas, ningún partido consigue la mayoría absoluta

De Guindos ha valorado el debate a cuatro del pasado lunes, y por supuesto ha considerado que el presidente del Gobierno en funciones y candidato del PP a la reelección, Mariano Rajoy, fue "claro ganador" del debate, por "experiencia, por solidez" y "solvencia", y se ha mostrado "convencido" de que será también "claro" vencedor de las elecciones del próximo 26 de junio, y de que volverá a ser presidente.

"Estoy convencido de que vamos a tener un Gobierno presidido por el señor Rajoy", ha afirmado el ministro de Economía en funciones. De Guindos ha opinado que Rajoy habló en el debate de "lo que interesa a los españoles", como es el crecimiento económico y la generación de empleo; manejó con "exactitud" los datos, y se marcó "objetivos", como el que España cuente en 2020 con 20 millones de personas trabajando.

No habrá terceras elecciones

A preguntas de los periodistas, De Guindos ha dicho que "no cree" que habrá unas terceras elecciones pero no ha hecho cábalas acerca de las distintas posibilidades que habrá si, como indican las encuestas, ningún partido consigue la mayoría absoluta.

Respecto a las posibilidades que tiene el PP de lograr un acuerdo con otro u otros partidos para formar Gobierno tras el 26J lo visto en el debate de anoche, organizado por la Academia de la Televisión, y las críticas que recibió Rajoy del resto de candidatos, el ministro ha opinado que "los debates son los debates" y considera que el momento después de las elecciones es "completamente diferente".

"Yo creo que va a haber un claro ganador de las elecciones y ese es el PP y Rajoy. Y después el día después de las elecciones será el día después de las elecciones", ha aseverado.

Madrazo ha hecho un llamamiento a los cántabros a que "no se dejen llevar por los cantos de sirena" de quienes pretenden "engañar" diciendo que España y Cantabria pueden ir "tranquilamente a Bruselas a decir que no queremos cuadrar las cuentas"

Cuestionado acerca de la intentos del candidato de Unidos Podemos, Pablo Iglesias, de 'seducir' en el debate al socialista Pedro Sánchez para una pacto tras las elecciones que expulse al PP del Gobierno y a Rajoy de La Moncloa, el ministro de Economía ha advertido de que "este no es su tema de seducir" a otros partidos, aunque sí ha recordado que tras las elecciones del 20 de diciembre el PP ofreció un acuerdo al PSOE y le tuvo "siempre la mano tendida" pero Sánchez "lo rechazó".

"Hay que seducir a los españoles, eso es lo fundamental", ha zanjado De Guindos, que considera que cada partido debe de "convencer" a los votantes y "poner de manifiesto lo que ha hecho cada uno", su "solvencia" y su "experiencia".

Y es que para De Guindos, "lo que hace falta" es un "Gobierno sólido" y "profesional" que haga frente a las "vulnerabilidades" que aún tiene España, como la tasa de paro, temporalidad o el volumen de deuda, y los "desafíos importantes" que existen en el mundo, que, según ha dicho, esta "complicado".

Así, ha aludido a la volatilidad que presentan los mercados, el crecimiento reducido que se está dando en la economía europea y la desaceleración a nivel internacional, el 'Brexit' y el "problema" de Grecia que, según ha dicho, "no está solucionado".

Cantos de sirena

Por su parte, la candidata del PP regional al Congreso de los Diputados ha hecho un llamamiento a los cántabros a que "no se dejen llevar por los cantos de sirena" de quienes pretenden "engañar" a la gente diciéndole que España y Cantabria pueden ir "tranquilamente a Bruselas a decir que no queremos cuadrar las cuentas".

"Esas bravatas en Bruselas salen caras para los españoles", ha dicho Madrazo, que ha aludido al caso de Grecia tras dejarse llevar por ese mensaje, a su juicio, "demagógico". Así, a la candidata 'popular' le parece "sorprendente" que aún haya personas que puedan seguir "comprándolo".

Madrazo se ha referido a la situación de Cantabria y ha señalado que es "la única" comunidad autónoma "donde crece el paro y baja el empleo" y que, además, tiene unas previsiones de crecimiento de su Producto Interior Bruto (PIB) que "no son buenas", condiciones que, según ha dicho, a la región le hace ser "débil" ante un "enfrentamiento con Bruselas".

Comentarios