jueves. 18.08.2022

La Consejería de Medio Ambiente ha reactivado hoy el Protocolo de actuación del Gobierno de Cantabria en materia de información a la población ante concentraciones de contaminantes en el aire ambiente. La medida, que ya se había adoptado los pasados días 13 y 14 de julio (no así en la jornada de ayer, 15 de julio) se ha retomado al haberse superado de nuevo el umbral de ozono.

El episodio ha correspondido a la zona interior regional, permaneciendo activado desde las 16:00 horas de esta tarde. El episodio se produjo al superarse durante más de una hora el umbral establecido de 180 microgramos/metro cúbico. También se vienen registrando hoy concentraciones altas de ozono en otras zonas como la de Torrelavega o incluso la Bahía de Santander, si bien en estas últimas no se ha llegado a superar el umbral legalmente establecido para activar el protocolo conforme a la zonificación establecida para cumplir la legislación sectorial, que en el caso de Cantabria establece cuatro zonas: Bahía de Santander, Comarca de Torrelavega, Zona Litoral, y Zona Interior.

Durante los próximos días, mientras persista la actual ola de calor que se ha recrudecido durante el fin de semana, y teniendo en cuenta las previsiones de altas temperaturas que pueden incluso aumentar progresivamente hasta principios de la próxima semana según anuncia la Agencia Estatal de Meteorología (AEMET) en Cantabria, no se descarta que pueda volver a repetirse la situación.

Una vez comprobada la superación producida por concentración de ozono por los responsables de la Red de Control y Vigilancia de la Calidad del Aire en Cantabria, desde el Centro de Investigación del Medio Ambiente (CIMA) se puso la información en conocimiento de la Consejería de Desarrollo Rural, Ganadería, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, así como de las direcciones generales de Interior y de Salud Pública, para garantizar su coordinación.

Además, durante la jornada de este sábado también se han dejado notar los efectos de las masas de aire intrusión sahariana en Cantabria, de manera que varias estaciones de las zonas de Bahía de Santander y Comarca de Torrelavega han determinado como "mala" la calidad del aire por concentración de las partículas en suspensión de tamaño inferior a 10 micras (PM 10), otro de los contaminantes monitorizados en tiempo real por la Red de Control y Vigilancia de la Calidad del Aire en Cantabria.

En las actuales circunstancias, y mientras persista la ola de calor que azota a toda la Península Ibérica, han de tenerse en cuenta distintas recomendaciones para la salud. Así, el Servicio de Emergencias de Cantabria (SEMCA) y la Dirección General de Salud Pública recomiendan en el caso de los grupos de riesgo y personas sensibles reducir las actividades al aire libre y realizarlas en el interior o posponerlas para cuando la calidad del aire vuelva a ser buena o razonablemente buena.

En cuanto a la población general, se pide reducir las actividades prolongadas y enérgicas al aire libre, especialmente si experimentara tos, falta de aire o irritación de garganta. También se recomienda cerrar puertas y ventanas; evitar esfuerzos físicos prolongados al aire libre, como la práctica de actividades deportivas. Además, es preferible que niños, ancianos y personas afectadas por enfermedades crónicas permanezcan en lugares cerrados.

Se insta a toda la población a limitar el tiempo que se está al aire libre y si fuera necesario salir al exterior, se recomienda el uso de mascarilla. Asimismo, se recomienda evitar los desplazamientos innecesarios en vehículos, dado que contribuyen al aumento de los niveles.

Comentarios