jueves 9/12/21

Dingún mundu a la vista

Hui vivimos otru tiempu, el de los que masan frutunas en pocu espáciu. Llevan una pulítica de tierra quemáu, y las cosas que surdin de la sú voluntá tienin por juerza poca dura.

Patrimoniu desatindíuPatrimoniu desatindíu


Tengo un amigu que anda a buscu de las cosas de la sú tierra, que es la mía y probalmenti la tuya. Quier entepretá-l contornu. aviriguá-lo que mos diz de cúmu vivía la genti antigu que vivía n'él. Li interesa deprendé-l llamatu de caa elementu, de caa cosa, de caa procesu.

Cumu cualisquier aficionáu a sabé-las cosas de la tierra n'esta tierra que desea ulvidalas, el mí amigu es ensin querelo un arqueólogu de las cosas ricientis que en tal d'escavar ena tierra del país escava la tierra l'ulvíu. Cantabria es la tumba estitucional del pueblu cántabru, y el mí amigu y dos mas andan pusiendo de la sú parti pa aliviala del pesu de la tierra que li echarin incima.

Las casas de piedra que hui se andan estorregando tuvierin una dura de dos siglos. Las piedras con dibujos antiguos que entá se pintan en abarcas, cucinas y saleros, tuvierin una dura de dos milenios, y si las jueran a dejar tranquilas, mas entá. Las jezo un pueblu que dibía vivir trebajando colo justu, a vecis mas, a vecis menos. Genti cincillu, que es de lo que vinimos toos u la mayuría.

Era el mundu de la genti probi, que poca pocu y con isjuerzu salía calanti. Esi tiempu jue dejando capas d'hestoria tranquilu que son las que el mí amigu trata de dir desvelando. Era un mundu, era el mundu.

El mundu de los ricos, isti, no está jechu pa tener dura, d'otra manera no daría tantu dineru a tan poca genti

Hui vivimos otru tiempu, el de los que masan frutunas en pocu espáciu. Llevan una pulítica de tierra quemáu, y las cosas que surdin de la sú voluntá tienin por juerza poca dura. Las cabañas que coronan el somu pasiegu tardarin muchu tiempu en jacese, lastra trés lastra, piedra trés piedra, sillar trés sillar, cajiga trés cajiga, y durarin dos siglos; por contra, los mulinos que empienzan a acupá-l mesmu somu son frutu d'un isjuerzu centráu en trespasá-lo legal, escondese de lo legal, u que lo legal trespasi l'ispiritu que lo jezo, forzáu pola cubicia empresarial. Un mulinu tarda muchu menos en estar armáu y ajuncionando que una cabaña. Y tardará muchu menos en ser chatarra dendi'l día que lu pinarin. Vemos  cúmu muer un mundu, el mundu, peru lo que está viniendo no es otru. El mundu de los ricos, isti, no está jechu pa tener dura, d'otra manera no daría tantu dineru a tan poca genti.

Peru pa esi día que el mulinu sea chatarra puru, y los demás mulinos tamién lo sean, y los parquis sean chatarrirías que se vean dendi cientos de kilómetros de distancia, el señor exconsejeru estará pudríu de muertu -enterráu cumu el país que él mesmu cuntribuyó a enterrar-  dimpués d'estar pudríu de dineru en vida. Y la lástima de semejanti procesu es que dibía bese muertu primeru de dejamos semejanti herencia, porque murir va a murir cumu tul mundu. La cosa es que otros dejarin un patrimoniu jermosu y él dejará chatarra.

Masque claru, tampocu se li puein pidir floris al cubu de la basura.
 

Comentarios