martes. 05.07.2022
SANTIURDE DE TORANZO

Denuncian que el pedáneo de Bárcena de Toranzo “se niega” a limpiar un argayo de su finca que bloquea un camino vecinal

Cercado y piedras que bloquean el camino vecinal
Cercado y piedras que bloquean el camino vecinal

Desde hace 10 años una vecina de Bárcena de Toranzo “tiene vetado el acceso” a la finca rústica que posee en el barrio de Arriales de Santiurde de Toranzo. Una propiedad en la que se encuentra una cabaña destinada a cuadra y pajar y a la que solo se puede llegar a través de un camino vecinal sin asfaltar. Dicho camino, sin embargo, ha quedado bloqueado casi en su totalidad por las actuaciones de los vecinos de las fincas colindantes. Uno de ellos ha instalado un cercado que usurpa parte del camino, y el otro no ha limpiado el argayo provocado por el derrumbe del muro de su finca sobre el camino público.

Se da el caso de que este último vecino es, además, el alcalde pedáneo de la Junta Vecinal de Bárcena de Toranzo, el ‘popular’ Leopoldo Revuelta. Según han explicado los familiares de la afectada a este medio, en todo este tiempo se ha intentado alcanzar algún tipo de acuerdo con Revuelta, quien “se ha negado a limpiar el argayo”, que además “se ha ido haciendo mayor”. Los argumentos que les han dado es que “había una vecina con la que el pedáneo no se llevaba”, aunque “esto parece una excusa”.

El caso ha traspasado las fronteras del propio municipio, pues “el PP de Cantabria lo sabe, hemos hablado personalmente con ellos”. Pero ni esto ni las denuncias ante la administración parece que vayan a cambiar la situación, que ha provocado, entre otras cosas, una depreciación del valor de la finca, pasando de 36.000 a 9.000 euros.

Camino vecinal invadido por el cercado
Camino vecinal invadido por el cercado

Todo esto ha llevado a la propietaria a poner en manos de abogados el caso, como ha podido confirmar eldiariocantabria.es. Han sido los letrados quienes, en sendos escritos con fecha del pasado 18 de mayo, han denunciado lo ocurrido tanto ante la Junta Vecinal como ante el Ayuntamiento, sin que, tal y como relatan los afectados, se haya actuado todavía. Además de ser alcalde pedáneo de la Junta Vecinal, Revuelta es también concejal de Obras, Medio Ambiente y Ganadería del Ayuntamiento que dirige el también ‘popular’ Víctor Manuel Concha.

En dichas denuncias, a las que ha tenido acceso este medio, la afectada señala que la situación “viene dilatándose demasiado en el tiempo”, pues aunque “en meses anteriores” el Ayuntamiento “procedió a segar el citado camino vecinal” tras la “oportuna reclamación en vía administrativa” ante la Junta Vecinal, siguieron manteniéndose otros elementos que “afectan el acceso a la finca”.

Dichos elementos, como señala la denuncia, son, por un lado, un “cercado con estacas […] que se adentra en el camino vecinal”, lo que asegura que “impide el paso de vehículos a motor” a la cabaña rural, además de permitir que haya “perros de un tamaño considerable” que “están fuera del cercado” al no haberse realizado este “de forma correcta, y existen huecos por donde los perros entran y salen”. Por otro, “el muro de cierre” de la finca que posee Leopoldo Revuelta ha sufrido un argayo, “invadiendo el citado camino vecinal” y “estrechándolo, lo que impide el paso de vehículos”.

Perros sueltos en el camino vecinal
Perros sueltos en el camino vecinal

Todo esto provoca que la propietaria tenga “vetado el acceso en vehículo a motor a su cabaña”, y a pesar de los intentos por solucionar la situación, desde la Junta Vecinal que preside Revuelta y desde el Ayuntamiento del que forma parte como concejal no se ha actuado, según recoge la denuncia, que recuerda además que dicho camino “es titularidad de la Junta Vecinal de Bárcena de Toranzo”, que es la que debe “velar por la salvaguarda de sus dimensiones, defendiéndolo de intromisiones ilegítimas de terceros que perjudican sustancialmente la dimensión real y útil”.

Las dos denuncias recogen, además, numerosos fundamentos jurídicos, tanto legislación como la Ley Reguladora de las Bases de Régimen Local de 1985, como sentencias del Tribunal Supremo, que declara la “responsabilidad de la Administración en virtud de daños causados por los bienes de dominio público, como destinados a soportar las vías de comunicación”.

La afectada reclama, por tanto, investigar y recuperar de oficio el “terreno indebidamente usurpado por los vecinos”, uno de ellos el alcalde pedáneo de la Junta Vecinal ante la que ahora denuncia, y realizar las “actuaciones necesarias para mantener en buen estado de conservación el camino vecinal”, así como requerir tanto al pedáneo de la Junta como al otro vecino que “mantengan en buen estado de conservación sus cierres”, para que “los animales no puedan acceder libremente al camino vecinal”.

Sin embargo, ni la afectada ni sus familiares tienen esperanzas de que se pueda solucionar, por lo que no descartan llevar el caso ante el Ayuntamiento de Medio Cudeyo e, incluso, iniciar un proceso judicial.

Comentarios