martes 3/8/21
MEDIO AMBIENTE

Peritos declaran que el vertido de Sniace era "pésimo" y contribuyó a la "mala calidad" del río

Fábrica de Sniace

La mayoría de los peritos que han declarado en el juicio por los vertidos de Sniace al Saja-Besaya entre 2008 y 2010 han tachado de "pésima" la calidad del mismo y consideran "evidente" su contribución a la "mala calidad" del río, ya que la repercusión fue "muy grande".

Además, han coincidido en que los residuos de la empresa de Torrelavega "no se podían verter" al cauce, ya que solo tenía autorización para echar sus aguas de refrigeración, no de producción, pese a lo cual ambas "se estaban mezclando" en el caudal hidráulico, que presentaba niveles "altos" de parámetros contaminantes.

Así, en las analíticas existe una diferencia "bastante elevada" de las muestras tomadas aguas arriba y aguas abajo del punto del vertido de la factoría, según han manifestado los ocho peritos citados ante el Juzgado de lo Penal número 2 de Santander, que han declarado todos a la vez por decisión de su titular, José Hoya Coromina.

Han comparecido este lunes, después de que la semana pasada lo hicieran los ocho acusados -siete exconsejeros de la compañía y el jefe de operaciones- que se enfrentan a 16 meses de prisión y multa de 6.000 euros que pide la fiscal, por un presunto delito continuado contra los recursos naturales y el medio ambiente.

Los procesados alegaron que creían que la Autorización Ambiental Integrada (AAI) autorizada por el Gobierno de Cantabria a Sniace "amparaba" los vertidos al río, extremo que negaron los testigos, que comentaron sobre el vertido que era de color "coca-cola" y que en ocasiones emitía unos gases que dificultaban la respiración, según aseguraron los encargos del muestreo.

HABRÁ AMPLIACIÓN

Comentarios