martes 18/1/22

El Juzgado de Instrucción número 2 de Teruel ha dictado auto de prisión comunicada y sin fianza para un hombre, extraditado desde Suiza por tráfico ilegal de personas a través de distintos puntos de España, entre ellos el Puerto de Santander.

Tras decretarse una orden de detención europea, fue detenido en Suiza el pasado 30 de junio y puesto a disposición de las autoridades judiciales españolas el 12 de julio.

Esta acción se enmarca dentro de la operación denominada 'Brocolin-Valkur', de las Unidades Orgánicas de Policía Judicial y Grupo de Información de la Comandancia de la Guardia Civil de Teruel y los Grupos operativos II de la Brigada Central de Falsedades Documentales y IV y V de investigaciones patrimoniales de la Brigada Central contra Trata de Seres Humanos, incardinadas ambas Brigadas en la Unidad Central de Redes de Inmigración Ilegal y Falsedades Documentales de la Policía Nacional.

El investigado, de nacionalidad moldava y que responde a las iniciales de D.B., ha prestado declaración este lunes ante el magistrado del Juzgado de Instrucción número 2 de Teruel, órgano que investiga la causa abierta por la comisión de presuntos delitos de organización criminal, delito contra los derechos de los ciudadanos extranjeros y delitos de blanqueo de capitales, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Aragón (TSJA).

Con anterioridad, y tras ser extraditado por las autoridades judiciales suizas, el Juzgado de Instrucción número 5 de Madrid decretó su ingreso en prisión provisional quedando, a partir de ese momento, a disposición del juzgado instructor de la causa en Teruel.

En su auto de prisión, el magistrado de Teruel considera que de lo actuado hasta el momento "se desprende indiciariamente la existencia de una trama organizada compuesta por individuos, en su mayoría de origen iraquí, asentados en nuestro país, más concretamente en Valencia y Barcelona, que constituye una ramificación de una organización criminal de carácter internacional dedicada a la introducción en territorio británico de inmigrantes en situación irregular".

El juez alude a los seis episodios relacionados con el favorecimiento de la inmigración irregular ocurridos entre febrero y marzo de 2017 durante los cuales se rescataron a un total de 15 inmigrantes en el interior de diversos vehículos y camiones frigoríficos.

El magistrado se refiere en concreto a los hechos ocurridos en la estación de servicio de Ferreruela de Huerva (Teruel), en el Puerto de Santander, en la carretera CV382 de la localidad de Chiva (Valencia), en Durango (Vizcaya), en el Puerto de Santurzi y en Villafranca del Campo (Teruel).

SIETE INVESTIGADOS

El Juzgado de Instrucción de Teruel investiga a un total de siete personas de distintas nacionalidades. El magistrado entiende que ha quedado evidenciado que esta organización criminal estaría compuesta por varios individuos desplegados entre la zona del levante español, Francia, Reino Unido y la zona del Kurdistán (Siria-Iraq-Turquía), los cuales colaborarían entre sí a la hora de organizar y ejecutar las operaciones de inmigración irregular y otras conexas.

Dos de ellos fueron detenidos por las autoridades francesas en el puesto fronterizo de Calais, uno de los cuáles fue sentenciado a seis meses de prisión por delito de inmigración clandestina y la otra persona es una mujer para la que se decretó libertad provisional con cargos.

Sobre la participación en los hechos del hombre de extraditado de Suiza y de nacionalidad moldava, el juez señala que su misión podría ser la captación de personas con la que traficar y la intermediación con los jefes de la organización para la fijación del precio y condiciones del transporte, así como su participación en el blanqueo de los productos cobrados a las víctimas por sus traslados ilegales.

Según expresa el magistrado observando todas las cautelas necesarias, los hechos relatados en el auto presentan caracteres presuntamente constitutivos de delitos contra los derechos de los ciudadanos extranjeros en la modalidad de inmigración ilegal agravada por cometerse en el seno de organización criminal y puesta en peligro de la vida de las víctimas y existe la indiciaria participación en ellos del hombre moldavo en concepto de autor.

Comentarios