sábado 21/5/22

El Grupo Regionalista en el Ayuntamiento de Santander pretende que el edificio Gran Casino de Santander acoja "otros usos" que le sitúen como "elemento de primera magnitud" dentro del mundo del ocio y la cultura, limitando los espacios destinados a juego.

Los regionalistas han presentado hoy en rueda de prensa la iniciativa que llevarán al Pleno del próximo jueves en la que instan al Gobierno de Cantabria y al Ayuntamiento de Santander (actuales titulares del inmueble), a través del Consejo de Administración de la Sociedad del Casino de Santander, a realizar un estudio de alternativas viables para sus usos.

Ante la situación actual del juego, el portavoz del PRC, José Maria Fuentes-Pila, ha considerado que es el "momento idóneo" para dicho planteamiento y para cambiar "el juego por la cultura", una propuesta que los regionalistas llevan planteando desde 2019.

Entre las opciones que barajan, Fuentes-Pila ha apostado por un teatro municipal, una idea que "colea" desde 2011 a la vista de que la ciudad carece de esta dotación, teniendo en cuenta que dicho edificio ya albergó en sus salones un teatro y un cine.

"Desde la desaparición del edificio Pereda, Santander no cuenta con un teatro municipal y este edificio cuenta con las condiciones idóneas para albergar otros usos al margen del actual, el del juego".

Igualmente pedirán con su moción, puesto que ya está a punto de vencer la prórroga de la concesión, limitar en los próximos pliegos la actividad del juego a una parte del edificio sin posibilidad de otros usos por parte de la empresa gestora del juego.

Asimismo ha recordado que activar el Casino forma parte del planteamiento que los regionalistas llevan defendiendo desde la pasada legislatura en el marco de su Plan para revitalizar el Sardinero, a través de un cambio de modelo productivo basado en su recuperación, con una serie de medias entre las que se encuentran también la recuperación de los bajos del Rhin, destinando este espacio a las actividades vinculadas al surf, junto con la cesión del edificio REMA en un centro multidisciplinar de esta disciplina.

Comentarios