viernes. 19.08.2022

El comité de empresa del Instituto Municipal de Deportes de Santander ha denunciado ante la Inspección de Trabajo la situación en la que se encuentran los trabajadores municipales del Ayuntamiento de la capital cántabra en los espacios deportivos que dependen de esta entidad pública dependiente del equipo de gobierno de Gema Igual. El comité, formado por tres representantes de CSIF y dos de CCOO, pone el foco en dos elementos: por un lado, la “ausencia de Planes de Emergencia” en varias instalaciones municipales, y por otro, la “ausencia de implantación del Plan de Autoprotección” en otros espacios deportivos.

La decisión de presentar dicha denuncia, como explican fuentes sindicales a este medio, ha sido tomada tras “comprobar la pasividad del concejal del área en resolver la situación”, en referencia al edil Felipe Pérez Manso, de Cs.

Según ha podido saber este medio, los trabajadores denuncian que el Campo de Golf de Mataleñas y los pabellones Alberto Pico, Gerardo Diego, Numancia, Manuel Cacicedo o María Blanchard no cuentan con los necesarios planes de emergencia, que habitualmente detallan las acciones que se deben realizar para controlar en un primer momento situaciones como accidentes, incendios… Como es lógico, entre esas acciones se da prioridad a salvaguardar la integridad tanto de trabajadores como usuarios de las instalaciones, así como la conservación de bienes materiales.

En líneas generales, estos planes, cuya ausencia ahora denuncia el comité de empresa ante Inspección de Trabajo, marcan las pautas para que los trabajadores puedan ajustar sus actuaciones y sus reacciones según unas directrices establecidas en caso de ser necesaria una evacuación, además de dotar de conocimientos a los empleados públicos de los posibles riesgos que pueden producirse allí donde estén trabajando.

Un plan de emergencias contempla también, habitualmente, la formación específica del personal a la hora de transmitir la situación de alarma y actuar ante, por ejemplo, cortes de corriente eléctrica, aislamiento, almacenamiento de materiales, primeros auxilios…

Junto a esto, el comité de empresa denuncia también que ni el Palacio de Deportes ni el Pabellón Uco Lastra cuentan con un Plan de Autoprotección, documento que, al igual que ocurre con el plan de emergencias, detalla tanto los riesgos internos y externos de las instalaciones deportivas como las actuaciones que se deben llevar a cabo para prevenirlos, además de informar y formar a los trabajadores municipales en materia de prevención, e informar a los usuarios sobre las normas de actuación ante determinadas situaciones.

No es la primera vez que sindicatos y trabajadores denuncian los riesgos a los que se enfrentan por la falta de actuación del Ayuntamiento de Santander o de los organismos y empresas que dependen de él. Uno de los últimos y más graves casos, según han señalado los sindicatos, ha sido el de la propia Casa Consistorial, cuyo sótano presenta unas deficiencias estructurales que llevó a la Junta de Personal y al Comité de Empresa a denunciar ante Inspección de Trabajo un posible incumplimiento de la prevención de riesgos laborales.

Comentarios