viernes 3/12/21

Desde este fin de semana los usuarios de la residencia de Liencres se encuentran aislados en una zona diferenciada del centro después de detectarse un brote de coronavirus, con cinco positivos hasta ahora. Pero lo que en un principio ha sido una situación aislada en este centro de mayores podría haberse trasladado a otros tres centros, en los que ya se han activado los pertinentes protocolos por posibles contagios de la nueva enfermedad.

En la de Liencres también se ha procedido a la desinfección de las instalaciones y se están llevando a cabo pruebas PCR a todos los profesionales que trabajan en ella, han informado desde la dirección a Europa Press. Con este foco, la COVID-19 regresa a las residencias cántabras mes y medio después de levantarse el Estado de Alarma y las restricciones por la pandemia.

 

Después de ‘colarse’ este virus en el centro de mayores de Liencres, fuentes del sector han explicado a esta agencia que los protocolos están activos en un total de cuatro residencias, si bien se prefiere mantener el anonimato de todas ellas para no generar alarma.

En una de esas residencias están a la espera de los resultados de los test practicados ante algún caso sospechoso. En otra, uno de los empleados se empezó a encontrar mal días después de haber iniciado sus vacaciones y, al dar positivo en Covid, se acordó realizar pruebas al resto de integrantes de la plantilla y usuarios del centro.

Y en la tercera residencia también se han adoptado medidas de prevención a raíz de que un trabajador mantuviera contacto con una persona que había dado positivo en coronavirus.

Comentarios