miércoles 27/10/21
POLÍTICA

“De la Serna está nervioso, y no sé si es por una batalla interna para ser el relevo de Diego en el PP”

Revilla critica las palabras de Íñigo de la Serna y asegura que es una “auténtica falsedad” que Cantabria esté en manos de Podemos.

PRC y Ganemos critican el victimismo y los “lamentables episodios” que el alcalde de Santander está protagonizando.

Rajoy junto a Íñigo De la Serna e Ignacio Diego
Rajoy junto a Íñigo De la Serna e Ignacio Diego

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha indicado que, en los últimos tiempos, ha notado "un cambio importante" de actitud en el alcalde de Santander, Iñigo de la Serna. "Le veo nervioso", ha dicho, al tiempo que lo ha achacado a una posible "guerra" por posicionarse como el "relevo" de Ignacio Diego al frente del PP regional.

"Le veo nervioso, cambiado. No es el que yo conocía al principio y yo no sé si es que eso responde a que está en una batalla interna para ganar puntos de cara a la sucesión del actual presidente (Ignacio Diego)", ha señalado este miércoles Revilla al salir de la reunión del Patronato del Festival Internacional de Santander (FIS).

Estaba previsto que el presidente interviniese en la rueda de prensa de presentación de la programación de la 65 edición del festival junto al alcalde, pero finalmente Revilla no ha comparecido en la misma.

"Es tan injusto lo que ha dicho como podría ser que yo dijese que hay una coalición PP-Podemos en el Parlamento", ha dicho Revilla

Las declaraciones realizadas este martes por el regidor santanderino en el club Siglo XXI, en donde dijo que "Cantabria está en manos de Podemos", han provocado un nuevo desencuentro entre él y el presidente regional.

Así, éste se suma a los generados por la posible salida del Museo de Prehistoria y Arqueología de Cantabria (MUPAC) de la ciudad y el recurso al proyecto de los espigones para la estabilización de las playas de Los Peligros, La Magdalena y Bikini.

Revilla ha asegurado haberse "llevado una sorpresa y desagradable" con las palabras pronunciadas por De la Serna en Madrid, donde "como gran noticia ha dicho una auténtica falsedad". Ha dicho que "Cantabria está en manos de Podemos" y lo ha hecho, según el presidente, "como intentando espantar al personal".

"En Cantabria gobierna el PRC y el PSOE, en una coalición sólida y estable y es tan injusto lo que ha dicho como podría ser que yo dijese que hay una coalición PP-Podemos en el Parlamento, donde coinciden en multitud de acuerdos", ha considerado.

Ha indicado que PRC-PSOE han sacado adelante iniciativas "unas veces con el PP, otras con Podemos y otras con Ciudadanos" porque ha reivindicado que su Ejecutivo "tiene experiencia en gobernar sin mayorías absolutas".

Tendencia al autoritarismo

"Lo que le pasa al alcalde es que tiene una deformación y una tendencia al autoritarismo de las mayorías absolutas que le impide entender que se puede gobernar pactando con unos y con otros", ha opinado Revilla.

En cualquier caso, ha advertido al alcalde 'popular' que "tendrá respuesta si vuelve a decir falsedades como las que ha dicho en Madrid y sobre todo si quiere, a costa de criticar al Gobierno de Cantabria sin razón, sacar provecho", ha avisado.

Mientras, ha indicado que él como presidente de Cantabria seguirá trabajando en la misma línea de "intentar colaborar con todo el mundo e intentar pactar las cosas que sean razonables" y no se le ocurrirá ir a Madrid a "decir lo que ha dicho, porque es una falsedad absoluta". "Todo el mundo sabe quiénes están gobernando en Cantabria", ha concluido.

Decisiones incomprensibles

La réplica de Revilla a las palabras del alcalde en su intervención en el club Siglo XXI ha tenido una pronta respuesta por parte de De la Serna en declaraciones a la prensa tras participar en la presentación del FIS.

"En circunstancias como las actuales, en las que hay que dialogar, debatir y trabajar, prefiere aprobar modificaciones para coartar la pluralidad de otros partidos políticos", ha lamentado Fuentes-Pila

El regidor santanderino ha ironizado con que "cambiado" no está, pero igual "alguna cana más y experiencia" sí que tiene para ver que el Gobierno está "machacando" al Ayuntamiento con decisiones "incomprensibles como paralizar las inversiones o sacar un museo histórico de Santander".

Pero ha hecho extensiva esa actitud a PRC y PSOE en general, que en el Ayuntamiento desde la oposición están generando "un ambiente de crispación absoluta jamás visto" o en el Parlamento en donde cree que "se dedican a hacer oposición al Ayuntamiento de Santander".

"Yo estoy muy tranquilo y me ha sorprendido no haber visto al presidente en esta rueda de prensa, a la que a última hora ha decidido no acudir a pesar de que estaba convocado", ha dicho De la Serna, que ha considerado que lo que está denunciando el Ayuntamiento es "su obligación" porque es "incontestable" lo que está ocurriendo.

Cobrar por hablar mal de su tierra

Pero las críticas a las palabras de De la Serna no han llegado únicamente del Gobierno de Cantabria. El portavoz del Grupo regionalista en Santander, José María Fuentes-Pila, ha lamentado que el alcalde se haya convertido en el "primer político de la historia que cobra por hablar mal de su tierra", y le ha instado a "relajarse, respirar hondo y entender que la democracia es también esto, gobernar en minoría y aprender a respetar la acción política de otras formaciones".

"Mientras otros dirigentes utilizan este tipo de plataformas para impulsar sus territorios, buscar nuevas inversiones o potenciar su visibilidad, nuestro alcalde tira piedras contra nuestro propio tejado", ha lamentado Fuentes-Pila, para quien "a muchos santanderinos y cántabros les tiene que doler que De la Serna cobre de sus impuestos para esto". "Como embajador no tendría precio", ha sentenciado.

De la Serna es "un hombre incapacitado para cualquier dialogo que no esté presidido por su desprecio a todo aquel que no se pliega a sus deseos"

Así, se ha referido a la "altura intelectual" del discurso que, en su opinión, "da la medida de lo que es en realidad De la Serna, un político que sólo sabe moverse en mayorías absolutas y silencios cómplices". "En circunstancias como las actuales, en las que hay que dialogar, debatir y trabajar, prefiere poner pancartas, aprobar modificaciones para coartar la pluralidad de otros partidos políticos y viajar 400 kilómetros para hablar de sus fobias personales", ha lamentado el regionalista, para quien la intervención de De la Serna en el Club Siglo XXI "no da ni para barra de bar".

"Si en esta primera intervención en el Club Siglo XXI el regidor no encontró nada más interesante que decir que la oposición municipal es muy mala, en la próxima, si la hay, probablemente le tocará abordar la difícil situación de su comunidad de vecinos", ha ironizado.

Lamentables episodios

Por otra parte, Fuentes-Pila considera que el protagonizado ayer por el alcalde es sólo uno más de los "lamentables episodios" a los que "nos tiene acostumbrados". En este punto, ha instado a De la serna "a aprender a respetar la pluralidad, las opiniones distintas o a irse a su casa", porque, en su opinión, su actuación política, que ha calificado como "desquiciada", está "haciendo daño a Santander". "Como imagen quisieron un logo plagiado, como representante tenemos un alcalde que sale de esta tierra para criticarla", ha lamentado.

Por último, ha pedido a De la Serna que "recapacite". "Si está solo en su propio partido, ha dejado por el camino a parte de su equipo, tiene problemas con la oposición, con otros ayuntamientos, con el Gobierno regional... igual es tiempo de darse cuenta de que es él el que conduce en dirección contraria", ha finalizado.

Victimismo y revanchismo

Por su parte, Ganemos Santander Sí Se Puede ha criticado el "victimismo, revanchismo y ataque personal" en el que De la Serna basa su acción política, unas actitudes que ha considerado "lamentables" y que cree que "no son más que cauces de expresión de la desidia de alguien que ha perdido la motivación de seguir siendo un alcalde al servicio de los ciudadanos".

El portavoz de Ganemos, Antonio Mantecón, ha señalado que las declaraciones del regidor han tenido "el efecto de un bidón de gasolina en el incendio de las relaciones de De La Serna y su equipo de Gobierno (PP) con la mayoría del resto de partidos presentes en el Consistorio".

Para Mantecón, es "un hombre incapacitado para cualquier dialogo que no esté presidido por su desprecio a todo aquel que no se pliega a sus deseos" ya que sus críticas en el citado club "son propias de alguien que no comprende el matiz diferenciador de la llamada nueva política respecto a la que él representa y que no es otro que la ética".

"La falta de vergüenza y la corrupción del partido al que representa nos lo han puesto muy fácil", ha dicho el portavoz de Ganemos, que ha añadido que, "para De la Serna, la gente debe temer que en el Gobierno Autonómico o en el Ayuntamiento tengan capacidad de influencia partidos que no roban a los españoles como sí lo hace el suyo; partidos que no se financien con dinero negro como sí lo hace el suyo; partidos que no respaldan leyes que vulneran los derechos fundamentales de los ciudadanos como sí lo hace el suyo; partidos que según él están llenos de comunistas o bolivarianos y no de mangantes y corruptos como el suyo".

El edil de la formación municipalista ha defendido que "nosotros, efectivamente, somos nueva política, la que tratamos de hacer con la razón pero también con el corazón. "Nosotros seríamos incapaces de echar a una anciana de su casa para dar la concesión de una obra pública a un compinche imputado de nuestro partido, como sí ha hecho él", ha señalado en alusión al caso de Amparo Pérez. "Quien con esas credenciales se dedica a fomentar el temor a las demás fuerzas políticas, solo demuestra no tener ideas, ni proyectos, ni propuestas, ni voluntad política de ningún tipo de trabajar para los ciudadanos", ha apostillado.

Y es que según Mantecón, "en esta legislatura De la Serna va de esperpento en esperpento. Y mientras, las subidas del desempleo, el aumento de los desahucios, el aumento de la pobreza, la pérdida de población y sobre todo la incapacidad política de este alcalde y su Equipo de Gobierno, conducen a la ciudad por la senda de la decadencia".

A su juicio, "lo mejor que podía hacer es marcharse, sólo así cabe albergar esperanza de futuro". "Que se vaya él y no los 2.000 santanderinos que por culpa de su nefasta gestión abandonan cada año la ciudad", ha concluido.

Comentarios