martes 7/12/21
CALENDARIO LABORAL

Santander no es Cantabria

El Gobierno de Cantabria y Miguel Ángel Revilla ha respondido al malestar expresado por el Ayuntamiento de Santander por qué Santiago no sea fiesta regional.

El Gobierno cree que el alcalde de Santander busca "controversias absurdas" con la fiesta de Santiago.

El calendario festivo de Cantabria está provocando una gran polémica en Santander, ya que en 2016 Santiago no será fiesta regional, siéndolo en cambio el Día de las Instituciones -28 de julio-.

El Ayuntamiento de Santander mediante la concejala de Cultura, Educación y Juventud, Miriam Díaz, ya mostro ayer su malestar por esta medida. “Santiago es una festividad que trasciende a la capital de Cantabria, que atrae a miles de ciudadanos de toda la comunidad a Santander para participar en su día grande, y que también se celebra en otros municipios de la región” argumentaba Díaz en defensa de mantener el 25 de julio como fiesta regional.

Según la concejala la fiesta de Santiago es “de profundo arraigo entre todos los cántabros”. También señaló que debido a esto el Ayuntamiento tendrá que renunciar a La Virgen del Mar  como fiesta local.

“Controversia absurda”

El Gobierno de Cantabria ha reiterado su decisión de declarar como día festivo el Día de las Instituciones en 2016, y ha considerado que el Ayuntamiento de Santander únicamente persigue “buscar una controversia absurda con la polémica sobre la festividad de Santiago, por no ser declarada fiesta regional”.

Según la Consejería de Economía, Hacienda y Empleo la solicitud del Ayuntamiento “no tiene ningún sentido, ya que desde la Comunidad Autónoma sólo se pueden fijar dos festivos de carácter autonómico”.

Para el próximo ejercicio el Gobierno de Cantabria ha establecido como fiestas regionales la Bien Aparecida, patrona de la Comunidad Autónoma, y el Día de las Instituciones, un compromiso adquirido por el nuevo Ejecutivo regional, y que ya fue anunciado por el presidente, Miguel Ángel Revilla, en la celebración de esta festividad el pasado 28 de julio en Reocín.

Desde el Gobierno se señala en un comunicado de prensa que la elección de estas dos fechas responde a la “voluntad de impulso y recuperación de estas de festividades notablemente significativas en la historia y las tradiciones de la Comunidad Autónoma”.

En este sentido, la Consejería de Economía recuerda que el día de Santiago Apóstol, 25 de julio, fue propuesta el pasado año como fiesta local, no autonómica, por el Ayuntamiento de Santander, por lo que el actual Ejecutivo “no ha introducido ninguna novedad al respecto en este ámbito”.

 

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha afirmado que en el día de Santiago (25 de julio) en Santander tiene “por sí solo una fuerza impresionante aunque no sea fiesta regional y cabe la polémica con el Ayuntamiento de la capital cántabra por este asunto”.

Cuestionado por las quejas públicas del Ayuntamiento de Santander al conocer que el día de Santiago, no será fiesta regional, Revilla ha afirmado que con el calendario laboral 2016 de la comunidad autónoma que se ha decidido por parte del Ejecutivo regional (PRC-PSOE) “no se elimina nada, sino que se restituye algo que ya estaba”, el festivo del Día de las Instituciones (28 de julio) que “por alguna razón eliminó el anterior Gobierno (PP)”.

 “Aquí no nos inventamos nada, esto ya estaba”, ha aseverado Revilla, quien ha defendido la decisión del Gobierno regional de devolver la festividad al Día de las Instituciones, un día que recuerda la creación de la provincia de Cantabria en 1778 en Puente San Miguel, una fecha que, a su juicio, es “importante en el devenir de Cantabria como pueblo”.

“Cantabria tiene una historia que no podemos olvidar y que hay que recordársela a la gente”, ha defendido el presidente regional, que ha opinado que “el Día de las Instituciones había decaído de una forma absoluta”.

o a la Justicia de las personas con discapacidad, un proyecto que el CERMI impulsa a través de la Fundación Tutelar de Cantabria.

Asimismo, ha expresado el especial interés del CERMI de colaborar en la adaptación normativa a la convención internacional sobre derechos de las personas con discapacidad y, en concreto, en materia de promoción, reconocimiento y de acceso a la justicia.

Comentarios