jueves 28/10/21
POLÍTICA

Podemos pide la dimisión de Blanco y advierte que no parará hasta que “deje de gestionar el dinero de los contribuyentes”

El director de Sodercan denuncia que la auditoría de la Intervención estuvo “dirigida” por el anterior Gobierno del PP, y califica a la formación morada de “marionetas”.

El consejero delegado de Sodercan, Salvador Blanco, se ha querellado contra Julio Revuelta
El consejero delegado de Sodercan, Salvador Blanco, se ha querellado contra Julio Revuelta

El director general de Sodercan, Salvador Blanco, asegura que la auditoría de la Intervención sobre esta sociedad pública en su primera etapa al frente de la misma estuvo "dirigida" a conseguir unos objetivos "muy precisos" marcados, previamente, por el Gobierno del PP; asegura que no revela "irregularidad o ilegalidad alguna" atribuible a su gestión, y califica a los integrantes de Podemos que la han hecho pública de ser "marionetas" de "otros" que "mueven los hilos" desde las "bambalinas".

En su comparecencia en comisión parlamentaria para informar sobre esta auditoría, Blanco ha llamado a los podemitas "nuevos torquemadas" y "dispuestos a instaurar la Santa Inquisición" y les ha acusado de servirse de las redes sociales y de los "140 caracteres" de Twitter para sus "calumnias" y sus "interpretaciones falaces".

De forma irónica, el director de Sodercan les ha planteado un "trato" a los podemitas: "Si dejan de decir mentiras sobre mí, yo dejaré de decir la verdad sobre ustedes", ha afirmado.

Blanco ha llamado a los podemitas "nuevos torquemadas" y "dispuestos a instaurar la Santa Inquisición"

Blanco ha denunciado haber sido víctima de un "ataque sin precedentes" a su persona, tras casi 36 años de trayectoria "al servicio de las Administraciones Pública", que cree que forma parte de una campaña más amplia de Podemos contra el PSOE en su "batalla por la hegemonía de la izquierda".

Y ha considerado un "sarcasmo" que se le pida comparecer en comisión tras haber sido ya "acusado, juzgado y condenado" por Podemos, sin poder defenderse y sin, a su juicio, haber sido respetada su presunción de inocencia.

En respuesta a estas palabras, la diputada de Podemos Verónica Ordóñez le ha pedido al director de Sodercan una muestra de "ética" e "integridad" y dimita y le ha advertido que su partido y el grupo parlamentario que lo representa en la Cámara regional "no va a parar" hasta que "deje de gestionar el dinero de los contribuyentes".

Respuesta a la Auditoría

Más allá de sus críticas a Podemos, Blanco ha enmarcado esta auditoria y sus conclusiones en la "campaña" del Gobierno de Cantabria del PP, que gestionó la comunidad entre 2011 y 2015.

"A los auditores del Gobierno se les guió por la Dirección de Sodercan, en aquel momento encabezada por Miguel Cabetas, hacia unas conclusiones predeterminadas", ha afirmado Salvador Blanco, para conseguir unos objetivos "muy precisos" marcados, previamente, por el Gobierno del PP.

En este sentido, ha asegurado que para la realización de la auditoría "se filtró la documentación que se quiso filtrar" y "otra no se dio". Así, ha criticado el "muestreo" escogido en la auditoria dado que, a su juicio, "anula la imparcialidad".

Blanco ha opinado que las conclusiones de la auditoria habrían sido "otras bien distintas" si tanto Sodercan como él hubieran podido presentado alegaciones

También ha criticado que se realizó sin notificación previa de que se iba a ejecutar; sin "acotarse" el periodo temporal ni comunicarse el "alcance" o los "objetivos". Ha considerado "inaudito" y "desproporcional" los 9 meses de duración de la auditoria.

Además, se ha referido al contenido de las conclusiones y ha señalado que, en algunos casos, son interpretaciones "basadas en información escasa, deficiente o manipulada".

Ha subrayado también que las conclusiones son "propuestas y recomendaciones de posibles mejoras", siendo, por tanto, "puntos de vistas discrepantes en la gestión", pero no "ilegalidades".

Respecto a algunas de estas recomendaciones, Blanco ha asegurado que una parte de ellas ya estaban en marcha o poniéndose en funcionamiento cuando se aprobó el informe de la auditoria y actualmente están implementadas "el 100%".

Sin oportunidades de alegar

Ha opinado que las conclusiones de la auditoria habrían sido "otras bien distintas" si tanto Sodercan como él hubieran podido presentado alegaciones a las conclusiones del informe provisional de la auditoria.

Y es que, según ha dicho, desde la Dirección de Sodercan, que ya era la nombrada por el PP cuando se aprobó el informe provisional, se "prohibió" presentar el informe de alegaciones elaborado por los técnicos de la sociedad pública.

Esto ya había sido denunciado este viernes, antes que él, por la vicepresidenta cántabra y presidenta del Consejo de Administración de Sodercan, Eva Díaz Tezanos (PSOE), que ha comparecido también este viernes en comisión para hablar de la auditoria ya que esta sociedad pública se encuadra en la Consejería que ella dirige.

Sin embargo, Blanco ha ahondado en más detalles sobre esta prohibición y ha asegurado que el director de Sodercan nombrado por el Gobierno del PP, Miguel Cabetas, que falleció, dijo literalmente a su equipo directivo: "no va a haber alegaciones porque esta auditoria así ya me vale".

Según ha dicho, el documento de alegaciones elaborado por los técnicos de Sodercan rebatía "el 90%" de las conclusiones de la auditoria.

Para Podemos la auditoria revela que la gestión de Blanco fue "cuanto menos irregular", "saltándose" al Consejo de Administración o no cumpliendo criterios de "publicidad" y "transparencia"

Por otra parte, Salvador Blanco ha insistido en que no tuvo acceso a la documentación que precisaba para poder presentar alegaciones y ha explicado que se le instó a repasar "en 10 días más de 5.000 documentos", que fueron los usados por los auditores para elaborar sus informes.

Además, ha explicado que el mismo día que a él se le notificó que no podría entregarle la documentación que requería para alegar, las conclusiones provisionales fueron elevadas ya a definitivas.

Los grupos

En la comparecencia, y tras escuchar las explicaciones de Blanco en su primera intervención en la comisión, Podemos le ha instado a que "pida perdón a los ciudadanos de Cantabria por lo que ha hecho en el ejercicio de su cargo" en Sodercan y ha opinado que sus críticas a Podemos y su denuncia de ser víctima de un ataque son "el argumento de quien no tienen argumentos".

Los grupos de la oposición, sobre todo Podemos y Ciudadanos, han pedido a Salvador Blanco explicaciones sobre algunas cuestiones concretas de las observaciones que realiza la auditoria sobre la gestión que, durante su primera etapa en Sodercan, se hizo en relación a diversos contratos, convenios y apoyos de la sociedad pública con empresas, como Idermar; a empresas del Grupo Fraile y Blanco o en proyectos como el de la televisión de Sodercan, entre otros.

Para Podemos la auditoria revela que la gestión de Blanco fue "cuanto menos irregular", "saltándose" al Consejo de Administración o no cumpliendo criterios de "publicidad" y "transparencia", y cree que revela su incapacidad para seguir gestionando dinero público.

Ciudadanos, por su parte, considera que la gestión de Salvador Blanco "no tiene un pase" y cree que le "inhabilita" para continuar en su cargo.

Para el PP, el informe de la auditoria es "demoledor" con la gestión de Blanco y ha llamado la atención que varios de los contratos, convenios y proyectos que se analizan en ella son con empresas "del mismo entramado societario".

Y respecto a su nombramiento, por segunda vez, para este cargo en Sodercan llevado a cabo por parte del actual bipartito, se han preguntado si el objetivo de la reorganización de las áreas del Gobierno acordado por el PRC-PSOE no tenía como objetivo un "mejor abordaje", sino el "reponer" a personas vinculadas al PSOE.

Por su parte, los socialistas consideran que Blanco ha conseguido rebatir con sus informaciones las irregularidades y el PRC ha subrayado que la auditoria no revela "ningún delito" pero aboga por no olvidar las recomendaciones de la auditoria.

Comentarios