domingo 16/1/22
PGC 2016

El Gobierno se enfrenta a Podemos, único apoyo en el Parlamento, por el Impuesto de Sucesiones

Tanto Revilla como Díaz Tezanos consideran posible una reforma en el tramo autonómico del IRPF, después de que el Ejecutivo siempre haya negado una subida de impuestos.

Firma del acuerdo entre Podemos y PRC
Podemos podría retirar su apoyo al Gobierno si no se aprueban sus enmiendas a los PGC de 2016

Durante la votación de los Presupuestos Generales de Cantabria (PGC) para 2016 del pasado jueves, Podemos se abstuvo a condición de que el Gobierno regional contemplase una serie de enmiendas parciales que, entre otras cosas, pretenden aumentar el tramo autonómico del IRPF a las rentas más altas y volver a instaurar el impuesto de sucesiones. Y aunque tanto PRC como PSOE se han mostrado abiertos a dialogar, alcanzar un acuerdo con la formación morada no parece algo que se vaya a producir en los próximos días.

El motivo es el mencionado impuesto de sucesiones. El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha asegurado que si se suben los impuestos el año que viene sólo será "para los que ganan mucho". A su juicio, un acuerdo con Podemos es muy factible, lo que permitiría a la región ser "una de las pocas" que tenga el presupuesto aprobado el 1 de enero, "incluso sin mayoría absoluta".

Sin embargo, el propio presidente ha manifestado que existen inconvenientes para recuperar este impuesto "en una España que no es uniforme en materia fiscal", ya que puede provocar "una fuga de depósitos" hacia las comunidades autónomas donde no existe ese gravamen.

Para Revilla, es necesario "hacer un cálculo de las ventajas y de los inconvenientes de cobrar a las herencias altas", en una negociación en la que participarán "mentes abiertas y que buscan lo mejor para la región".

Por lo que respecta a la modificación de los tramos del IRPF, ha asegurado que incrementar el tipo de pagan quienes cobran más de 100.000 euros "no va a acabar con Cantabria", ya que a su juicio es a los que más ganan a quienes hay que pedir "un poco de solidaridad, cuando hay muchísima gente que no llega siquiera a los 1.000 euros al mes".

"El que más gana es el que más tiene que pagar y por ahí tiene que ir la discusión", ha señalado el presidente, quien ha recordado que para mantener los servicios públicos esenciales es "imprescindible" pagar impuestos.

Sin herencia

Por otro lado, Revilla ha afirmado que el anterior Gobierno del PP, que durante años le reprochó a él mismo la "herencia recibida" al término de su mandato en 2011, le ha dejado en este momento "desheredado".

"Yo sí dejé herencia, la segunda región con menos paro y la tercera con menos deuda, y ahora somos la quinta con más deuda y la sexta con más paro, eso sí que es un desherede total", ha recalcado.

Además, ha destacado el papel "fundamental" que deben jugar los empresarios y la inversión privada en la recuperación económica, mientras que el Gobierno "debe crear el clima" que propicie su actividad y "garantizar" los servicios públicos esenciales que demandan los ciudadanos.

Abiertos a modificaciones

En similares términos se ha manifestado la vicepresidenta de Cantabria, Eva Díaz Tezanos, quien ha asegurado que PSOE y PRC están "abiertos a realizar cualquier modificación" en los PGC 2016, "tanto en el ámbito fiscal como en cualquier otro".

Díaz Tezanos ha indicado que ambos partidos estudiarán "cualquiera de las enmiendas parciales" que presenten al presupuesto los grupos de la oposición (PP, Podemos y C's), ya que están "abiertos" a incorporar al documento "todo aquello que sea bueno para los ciudadanos" y "contribuya a mejorar" las cuentas para 2016.

Y es que, ha reivindicado, este Ejecutivo regional "está abierto a estudiar todas las propuestas que presenten los grupos parlamentarios". "No como el anterior Gobierno del PP, que era un rodillo total y permanente", ha opinado.

La vicepresidenta y líder socialista ha indicado que, en estos momentos, aún no se conocen las enmiendas parciales ni de la formación morada ni de PP ni C's, que tienen de plazo para presentarlas hasta el próximo miércoles, 25 de noviembre.

No obstante, ha asegurado que, si entre las enmiendas que se presenten, hay alguna en "la línea de modificar impuestos", los grupos parlamentarios de PRC y PSOE "lógicamente" la estudiarán. "Sin ninguna duda, lo estudiaremos como haremos con todas y cada una de las enmiendas parciales que se registren en el Parlamento de Cantabria", ha añadido.

En cualquier caso, cree que una reforma fiscal debería esperar a conocer el Gobierno que saldrá de las próximas elecciones generales del 20 de diciembre. Y es que, ha enfatizado, está segura de que "se va a producir un cambio" y el nuevo Ejecutivo nacional definirá "una reforma fiscal global".

"A partir del nuevo Gobierno se establecerá un marco general y el Gobierno de Cantabria seguirá cumpliendo sus compromisos, como lo ha hecho hasta ahora, haciendo las modificaciones fiscales necesarias para que los que más tienen, más ganan y más heredan paguen más", ha señalado Díaz Tezanos.

Podemos no bloqueará

En este punto, y ante sus palabras de que cualquier reforma fiscal se pueda aplazar hasta ver qué hará el próximo Gobierno de la Nación, la prensa le ha cuestionado sobre si el no hacer una reforma "ya" como pide Podemos podría "bloquear el presupuesto".

"En ningún caso. En absoluto", ha respondido la vicepresidenta regional que ha reiterado que, al igual que Podemos, el Gobierno bipartito y su partido defiende que es necesaria "una fiscalidad mucho más progresiva y con criterios de equidad".

De hecho, ha apuntado que el PSOE lleva en su programa electoral una propuesta para establecer un mínimo común general en el Impuesto de Sucesiones y Donaciones para todas las Comunidades Autónomas y que así "no haya la competencia que hay en estos momentos".

"Y ese compromiso se cumplirá a partir de ese cambio de Gobierno que, como les digo, estoy segura que va a definir, no sólo en este impuesto sino en materia fiscal, una reforma global", ha apostillado.

Instrumento del Gobierno

Las mayores críticas han llegado desde el PP y su presidente regional, Ignacio Diego, quien ha afirmado que Podemos está "dejándose utilizar" por el PRC y el PSOE como "un instrumento" para subir los impuestos.

En su opinión, la condición que ha puesto Podemos al bipartito obedece a una "burda estrategia" de PRC y PSOE para consumar "un enorme engaño" a los ciudadanos.

"Podemos está dejándose utilizar como un instrumento para hacer algo que nace de la convicción que el PRC y el PSOE han manifestado sucesivamente ejercicio tras ejercicio", ha dicho Diego.

En este sentido, ha destacado que "desde que el PP eliminó el impuesto de sucesiones y bajó el IRPF, PSOE y PRC han manifestado públicamente su disconformidad y han advertido en reiteradas ocasiones que en cuento tuvieran oportunidad iban a reimponer tanto el impuesto de sucesiones como la subida del IRPF".

Para Diego, "ahora lo grave es que hacen un presupuesto mentiroso en el que dicen que no van a subir los impuestos" pero "establecen una burda y bastante ordinaria estrategia aprovechándose de la muy buena disposición que permanentemente manifiesta Podemos para hacer un enorme fraude a los ciudadanos".

Comentarios