jueves 26/5/22
EMPLEO

Cantabria, segunda comunidad en la que más baja el paro hasta marzo

El desempleo se redujo en 2.900 personas en el primer trimestre, mientras que a nivel nacional subió un 2,3%.

Oficina del Servicio Cántabro de Empleo (EMCAN)
Oficina del Servicio Cántabro de Empleo (EMCAN)

El paro bajó en Cantabria en 2.900 personas entre enero y marzo de este año y en relación al último trimestre del ejercicio anterior, lo que supone un 9,3%, el segundo mayor descenso tras el 10,66% de la Comunidad Valenciana, según la Encuesta de Población Activa. Además, fue la tercera autonomía en creación de empleo, con 600 puestos, un 0,26%.

El número total de parados se situó en 3.174.700 en todo el país -28.600 en Cantabria-

Por contra, el desempleo subió en todo el país, con 70.900 parados, un 2,3% más, mientras que la ocupación se redujo en 100.200 puestos de trabajo (0,5% menos), su menor caída en un primer trimestre desde 2019, cuando se destruyeron 93.400 empleos, de acuerdo con la EPA publicada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística.

El aumento del paro en el primer trimestre de este año en España contrasta con la caída en 65.800 desempleados registrada en el mismo periodo de 2021. En los tres primeros meses de 2020, cuando hizo aparición la pandemia del Covid, el paro se incrementó en 121.000 personas, por encima de lo que lo ha hecho en el primer trimestre de este año.

Al finalizar marzo, el número total de parados se situó en 3.174.700 en todo el país -28.600 en Cantabria- y el de ocupados, en 20.084.700 personas -242.900 en esta comunidad autónoma-. Con estos datos, la tasa de paro repuntó tres décimas en el primer trimestre, hasta el 13,65%, mientras que en Cantabria se redujo prácticamente un punto, al pasar del 11,52% al 10,53%, la quinta más baja de todo el país.

Y la de actividad disminuyó algo más de una décima a nivel nacional, hasta el 58,5%, tras reducirse el número de activos en 29.400 personas entre enero y marzo (0,1%), en tanto que en Cantabria pasó del 54,96% al 54,32%, la tercera más baja.

En términos interanuales, el paro bajó en 3.600 personas en Cantabria respecto al primer trimestre del ejercicio pasado, un 11,09%, por debajo de la media nacional, donde la reducción fue del 13,12%.

Y los ocupados crecieron en 4.400 en la región respecto a enero, febrero y marzo del año anterior, un 1,83%, de nuevo por debajo del conjunto del país, donde repuntaron un 4,57%.

Por su parte, la población activa en Cantabria se situó al término del primer trimestre en 271.500, menos que las 273.800 con que cerró el 2021, lo que representa 2.300 personas y un 0,84% menos, superior en todo caso al descenso de trece décimas de la media nacional.

El paro bajó en 3.600 personas en Cantabria respecto al primer trimestre del ejercicio pasado, un 11,09%

Sin embargo, en términos interanuales esta población creció en la región, en 800 activos más, lo que implica un repunte de treinta décimas, por debajo de la subida española, que fue del 1,74%.

De los 28.600 parados contabilizados al cierre de marzo en Cantabria, 12.400 eran hombres y 16.200 mujeres. La tasa de paro entre los primeros era del 8,58%, por debajo del 10,40% con que cerró el año anterior, e inferior a la de las segundas, que también se redujo, pero levemente, al pasar del 12,82 al 12,77% en tres meses.

Además, la tasa de actividad de los cántabros se situó en el 59,91%, por debajo del 61,15% previo, y la de las mujeres en el 49,08%, ligeramente por debajo del 49,13% con que cerró el año pasado.

En toda España, la tasa de paro repuntó tres décimas en el primer trimestre, hasta el 13,65%. Este indicador no subía desde el tercer trimestre de 2020. Por su parte, la tasa de actividad bajó algo más de una décima, hasta el 58,5%, tras reducirse el número de activos en 29.400 personas entre enero y marzo (0,1%).

En el último año el paro se ha reducido en 479.200 personas (13,1%) y se han creado 878.000 empleos (4,6%), mientras que el volumen de activos se ha incrementado en 398.700 personas (1,7%). La ocupación lleva cuatro trimestres encadenando alzas interanuales superiores al 4%.

EMPLEO TEMPORAL

Según el INE, el número de asalariados se redujo en el primer trimestre en 45.800 personas (0,3%), concentrándose todo el ajuste en el empleo temporal (209.800), ya que los asalariados con contrato indefinido aumentaron entre enero y marzo en 164.100 (0,2%), hasta superar los 12,8 millones, nuevo máximo histórico. De este modo, la tasa de temporalidad retrocedió casi 1,2 puntos, hasta el 24,21%.

La destrucción de empleo registrada en el primer trimestre fue mayor entre las mujeres

La destrucción de empleo registrada en los tres primeros meses del año se concentró, sobre todo, en el sector privado, que perdió 92.900 empleos (0,5%), en tanto que el sector público recortó sus puestos de trabajo en 7.400, un 0,2% menos respecto al trimestre anterior.

El número de ocupados a tiempo completo se redujo en 171.500 personas hasta marzo (1%), mientras que los asalariados a tiempo parcial se incrementaron en 71.300 (2,6%), hasta sumar 2,8 millones de personas, la cifra más elevada en dos años (desde el primer trimestre de 2020).

MUJERES, INDUSTRIA Y SERVICIOS

El ascenso del paro en el primer trimestre afectó a ambos sexos, aunque en mayor medida a las mujeres. En concreto, el desempleo femenino aumentó en 41.800 mujeres (2,5%), frente a un repunte del paro masculino de 29.000 varones (2%). Con estos datos, la tasa de paro femenina aumentó cuatro décimas, hasta el 15,44%, mientras que la masculina subió dos décimas, hasta el 12,04%.

Asimismo, la destrucción de empleo registrada en el primer trimestre fue mayor entre las mujeres. Así, mientras que los hombres perdieron 39.600 puestos de trabajo entre enero y marzo (0,37%), la ocupación femenina se redujo en 60.700 mujeres (0,6%).

Por sectores, el desempleo sólo bajó en la agricultura (6.300 desempleados) y en los parados de larga duración (más de un año en el desempleo), donde se redujo en 40.600 personas (3%). En cambio, subió en el resto de sectores, especialmente en los servicios (96.300 parados, 9,5%), seguido de la industria, con 15.700 desempleados más (11,1%); el colectivo sin empleo anterior (4.100 parados, 1,3%), y la construcción, que sumó 1.700 parados entre enero y marzo (1,5%).

Por su parte, la destrucción de empleo en el primer trimestre afectó mayoritariamente al sector servicios y a la industria, que perdieron 50.100 y 68.000 puestos de trabajo, respectivamente (0,3% y 2,4%). Por su parte, la agricultura destruyó 12.500 empleos en el trimestre (1,5%), mientras que la construcción fue el único sector que incrementó su número de ocupados, con un aumento de 30.300 trabajadores (2,3%).

Según la EPA del primer trimestre, los trabajadores por cuenta propia disminuyeron hasta marzo en 55.700 personas (2,4%), lo que situó el número total de autónomos en 3.142.300 personas.

Comentarios