lunes 26/7/21
transporte

Renfe crea la figura del “auxiliar maquinista” por menos de mil euros brutos al mes

Los sindicatos protestan por la creación de esta figura, que la compañía justifica por el ahorro de costes.

Cantabria tiene cortado el servicio de tren que conecta con la Meseta por obras de Adif
Aún no hay noticia de cuántos aspirantes serán contratados, pero en las reuniones con los sindicatos la empresa ha sugerido que alrededor de un centenar

Renfe ha creado una nueva figura laboral: se trata del “auxiliar de cabina” o maquinista, cuya entrada en vigor se anunció el pasado 15 de septiembre a través de la Gerencia de Recursos Humanos del operador ferroviario. El auxiliar cobrará 13.440 euros brutos anuales divididos en 14 pagas, a razón de 960 euros cada mensualidad, según informa elindependiente.com

Para crear este puesto poco remunerado, Renfe acude a Logirail, una filial 100% participada por la compañía pública ferroviaria y creada en 2009 para competir en el transporte ferroviario de mercancías, a su vez liberalizado desde 2005. El área de trabajo se circunscribe de momento a Asturias, según la normativa laboral de la empresa.

Las funciones del auxiliar de cabina son muy difusas, y van desde controlar la circulación de trenes en las parrillas hasta limpiar los vagones, pasando por realizar tareas de carga y descarga

Las funciones del auxiliar de cabina son muy difusas, y van desde controlar la circulación de trenes en las parrillas hasta limpiar los vagones, pasando por realizar tareas de carga y descarga. Aún no hay noticia de cuántos aspirantes serán contratados, pero en las reuniones con los sindicatos la empresa ha sugerido que alrededor de un centenar.

Los sindicatos protestan por la creación de esta figura, que Renfe justifica por el ahorro de costes y porque también pagan poco otras empresas que compiten con el operador público en el transporte de mercancías por tren.

Conducir y limpiar el tren

Las funciones del puesto son muy diversas y distintas entre sí: “labores de dirección del movimiento y circulación de los trenes en parrillas y muelles”; “control y reparto del material ferroviario, efectuando el manejo de agujas, señales y demás aparatos”; “labores de enganche, desenganche, pesaje y acoplamiento de vehículos ferroviarios”; “realización de pruebas de frenado”; “operaciones de carga y descarga”; “desplazamiento y vehículos ferroviarios por sus vías”, lo que da a entender, esto último, que deberán conducir trenes, llegando la media salarial de los maquinistas de Renfe Operadora a 60.000 euros brutos por año, un sueldo que multiplica por cuatro el del auxiliar.

Deberá limpiar personalmente cuando así se le indique los vagones que lo requieran

Hay más labores, algunas cuestionables: “Cuando realice labores de conducción de un vehículo de maniobras deberá, al inicio del servicio, efectuar los trabajos de inspección, engrase, limpieza, conservación, entretenimiento, abastecimiento del combustible y repuesto de consumibles del vehículo motor”. Es decir, limpiar y poner a punto el tren además de manejarlo.

“Operaciones complementarias o auxiliares en los trenes”, se lee en otro apartado; “deberá limpiar personalmente cuando así se le indique los vagones que lo requieran”; “asimismo, efectuará la comprobación visual de la correcta colocación de los elementos móviles de los vagones”. La lista de tareas no termina ahí.

De hecho la normativa de Logirail abre la puerta a más carga laboral. “Las funciones anteriormente aquí descritas son las fundamentales del puesto, sin agotar sus funciones, y comprende, en general, las que corresponden a los conocimientos que la caracterizan, sin que la omisión de otras de declaraciones suponga la exclusión del ámbito de responsabilidad del mismo si el trabajo es similar”. Con este lenguaje engolado, Renfe abre la puerta a ordenar más tareas.

Comentarios