viernes. 27.01.2023
SERVICIOS SOCIALES

Hacer los deberes, merendar, divertirse y aprender. Así trabaja Música por la Paz con los niños

Logotipo de Música por la Paz
Logotipo de Música por la Paz

Según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE), el 34% de niños y el 32,9% de niñas menores de 16 años en España se encuentra en riesgo de pobreza y/o de exclusión social. Ante esta disyuntiva, la labor de organizaciones como Música por la Paz se torna fundamental, con programas de educación y formación y también ofreciendo meriendas a quien lo necesite.

Muchos de estos niños viven en hogares en los que no gozan de una temperatura adecuada, en los que no pueden permitirse una comida de carne, pollo o pescado al menos dos días a la semana y donde no pueden afrontarse pagos imprevistos y hay retrasos en las facturas. Las ONG que toman conciencia del riesgo de exclusión social luchan día a día para que estos niños tengan cubiertas sus necesidades básicas, que van desde el aprendizaje, pasando por la comida y hasta la diversión.

Ese es el trabajo de Música por la Paz, una Organización No Gubernamental que arrancó en Sevilla en 2013 y que ahora cuenta con presencia en 16 provincias de España entre las que se encuentran Madrid, Barcelona, Valencia, Albacete, Alicante, Murcia, Sevilla, Granada, Almería, Gijón, Vigo, A Coruña, Badajoz, Cáceres, Salamanca y Toledo. Sus centros abren de lunes a viernes por la tarde, de 16:30 a 20:30, cuatro horas en las que dan de merendar a los niños, les enseñan valores básicos de convivencia y respeto y también realizan juegos.

Bajo el lema "No queremos cambiar el mundo, solo el trocito que nos rodea", Música por la Paz se centra en su labor social con los niños con este tipo de problemas de exclusión. Sus dos objetivos principales son evitar que ningún niño se quede sin apoyo escolar, y asegurarles una merienda saludable a diario. Y como no podía ser de otra manera utilizan la música como el factor clave de fomentar la cultura entre los niños, quienes aprenden con clases y divirtiéndose.

1 de cada 3 niños se encuentra en situación de pobreza, y Música por la Paz pretende ofrecerles una oportunidad de educación y crecimiento responsable sin importar la condición de su familia. En total son unos 2.800.000 niños en riesgo, y cualquier empresa puede ayudarles por medios económicos hacia la ONG para cubrir sus necesidades o incluso facilitando la apertura de nuevos centros. Para hacerse socio solo es necesario rellenar un formulario y recibir la confirmación por correo electrónico.

Al final del año Música por la Paz realiza más de 85.000 meriendas y da clases de apoyo gracias al equipo de profesionales y voluntarios que se suman a la iniciativa. Sus actividades van dirigidas a niños en edad de formación primaria, es decir, entre 6 y 12 años y siempre con la guía de una profesora titulada o un profesor titulado. Aunque cada centro tiene sus propias directrices y programan su día a día, en todos coinciden que los deberes solo ocupan la primera hora y media, con una hora para la merienda y el resto para actividades varias.