miércoles 20/10/21
Empleo

La crisis económica redujo el empleo en la construcción a más de la mitad

En el año 2007 la actividad constructora suponía casi un 10% de la economía española, en el 2015 no se llega al 5 %.

gruas
Las ciudades de Madrid, Barcelona y Málaga son las provincias en las que hay un mayor número de desempleados en la construcción

La crisis económica ha reducido a la mitad el peso de la construcción en la economía española según los indicadores de Habits Big Data de AIS Group, que toman como referencia datos de la EPA y el SEPE. Así, si en 2007, la actividad constructora suponía casi un 10% del Valor Agregado Bruto (VAB) de la economía española, en 2015 su peso fue apenas la mitad, el 5%.

Otro tanto ocurre con el empleo. En 2008 el volumen de población que trabajaba en construcción era casi el 11%. A final de 2015, este porcentaje se ha reducido hasta situarse en el 5,8%. En términos absolutos, a principios de 2008 había más de 2.600.000 de personas trabajando en construcción y a finales de 2015, la cifra ha caído hasta algo más de 1 millón de personas.

De acuerdo con la estadística, la mayoría de las personas que han abandonado la construcción se han pasado al sector servicios, que en el mismo periodo ha pasado de ocupar al 70% de la población a emplear a algo más del 76%.

Si bien es cierto que la ocupación en la construcción creció a un fuerte ritmo en los dos primeros trimestres de 2015 y en los dos últimos, este crecimiento se ha ido desacelerando, señala AIS Group.

Por lo que respecta al último año, la ocupación en el sector de la construcción ha crecido en España un 2,7% y ha pasado de emplear de 1.030.000 personas a 1.058.000.
Por provincias, son Madrid y Barcelona las que mayor número de ocupados tienen en la construcción, 134.000 y 118.000 respectivamente a diciembre 2015. Aunque en ambas ha caído la cifra en los últimos 12 meses, unas 1.200 personas en Madrid (1%), pero más de 13.000 en Barcelona (10%).

Las mejores cifras en cuanto a aumento porcentual de la ocupación en el sector de la construcción se dan en Castellón, donde hay unas 5.000 personas más trabajando que hace un año

Valencia, la tercera provincia con mayor número de trabajadores de la construcción, también ha visto como en el último año éste menguaba en unas 6.400 personas, pasando de 62.400 en 2014 a 56.000 en 2015. Esto supone un descenso en la ocupación en este sector de algo más de un 10% en el último año.

No obstante, teniendo en cuenta la totalidad de los sectores, el número de ocupados ha aumentado en 2015 en las tres provincias, lo que refuerza la idea de que un número importante de personas que hasta hace unos meses trabajaban en la construcción están ahora empleadas en otras actividades.

La provincia donde a nivel porcentual más ha caído la ocupación en la construcción durante 2015 ha sido Álava, un 65%, que equivale a unas 4.700 personas. Le siguen Ávila (-23%) y Asturias (-17%). No obstante, al igual que ocurre en otras zonas del territorio nacional, el conjunto de personas ocupadas en estas regiones ha aumentado.

Las mejores cifras en cuanto a aumento porcentual de la ocupación en el sector de la construcción se dan en Castellón, donde hay unas 5.000 personas más trabajando que hace un año. Esto es casi un 54% más. Le siguen Lugo, Cádiz, Salamanca y Cáceres.

En términos absolutos (número real de trabajadores), el crecimiento más pronunciado se ha dado en Cádiz, donde entre 2014 y 2015 hay 7.500 personas más empleadas en la construcción. Sigue Alicante con un aumento de 6.700 personas, Castellón con 5.000 y Sevilla con 4.400.

Paro en la construcción

En 2015 el número de desempleados en el sector de la construcción se ha reducido en unas 21.000 personas, hasta situarse algo por debajo de 208.000 parados, pasando así al tasa de paro del sector del 18% de 2014 al 16% al cierre de 2015.

Madrid, Barcelona y Málaga son las provincias donde se concentran mayor número de desempleados en este sector. Entre las tres regiones superan los 60.000 parados.
Las tasas de desempleo más altas en este sector de actividad se dan en provincias de la mitad sur de la península como Almería, Huelva, Málaga o Cádiz, todas ellas por por encima del 30%. Mientras que las menores tasas se encuentran en Gipuzkoa, Lugo, Salamanca o Soria, donde no alcanza ni el 5%.
 

Comentarios