miércoles 23/6/21
EDUCACIÓN

STEC denuncia la “competencia desleal” de la enseñanza privada "gracias a la protección de la Consejería de Educación"

Aula vacía

El Sindicato de Trabajadores de la Enseñanza de Cantabria (STEC) ha reiterado hoy su exigencia de reducir las ratios de alumnos para aumentar la calidad del sistema educativo aprovechando la caída sistemática de alumnado desde hace siete años, al tiempo que ha denunciado la "competencia desleal" que sufre la enseñanza pública por parte de la privada "gracias a la protección de la Consejería de Educación".

Así lo han denunciado hoy en rueda de prensa los representantes del STEC, Jesús Aguayo y Raúl Agüera, quienes han alertado de la "magnitud" del descenso del número de alumnos que entran en el sistema educativo regional, las consecuencias que puede acarrear de cierre de unidades e incluso de centros, y la actitud "absolutamente irresponsable" de la Consejería de Educación "al no querer hacer frente a este contexto con un proyecto ilusionante de plantillas docentes con ratios reducidas".

Aguayo ha dado a conocer los resultados del estudio estadístico que realiza anualmente el sindicato desde hace siete, cuando en el curso 2013-2014 se constató un punto de inflexión con el estancamiento del alumnado hasta entonces creciente. Así, Educación Infantil ha perdido en estos siete años 3.864 alumnos, un 19,5% de la matrícula de la etapa (la red privada ha perdido un 21,7% y la pública un 18,7%).

En el curso actual se ha producido un "récord" con 730 alumnos menos en Infantil que el pasado, si bien los sindicatos piensan que puede ser consecuencia de la pandemia al no tratarse de una etapa obligatoria. El descenso se ha producido en los municipios grandes, como Torrelavega, donde la oferta duplica la demanda.

En opinión de STEC, esta reducción de alumnos que entran en el sistema --no en el sistema en sí, donde han crecido este curso, especialmente gracias a la Formación Profesional, con mil alumnos más-- debería aprovecharse para reducir a medio y largo plazo las ratios, que ahora están en 25 alumnos en Infantil y Primaria, inicialmente, por debajo de 20.

El sindicato ha mantenido que este descenso de alumnos supone "una gran oportunidad para mejorar la calidad del sistema educativo" pues la ratio es su mejor indicador, ha sostenido.

Sin embargo, en la reunión que los sindicatos mantuvieron la semana pasada con la Consejería sobre arreglo escolar y plantillas no observaron "receptividad" a sus propuestas sino que Administración ve el descenso de alumnos como "una oportunidad para reducir gastos". "Creemos que es una actitud muy poco responsable porque denota que ni se tiene un proyecto educativo ilusionante para Cantabria ni parecen ser conscientes de los problemas y agravios que empiezan a producirse entre la red pública y la privada con motivo de la competencia por la matrícula", ha señalado Agüera.

Así, ha subrayado que STEC no va a tolerar y denunciará que se mantengan unidades concertadas en la privada "cuando al lado se están cerrando unidades en colegios públicos". Según este sindicato, que siempre se ha opuesto a que el estado sostenga la red privada, mientras la enseñanza pública cierra aulas cada año "hasta perder líneas enteras" y las que quedan, como consecuencia, tienen ratios muy elevadas, se mantienen los conciertos en centros privados "con unas ratios muy reducidas". "Es decir, se empieza a dar una competencia desleal por parte de la privada gracias a la protección que les otorga la Consejería", han asegurando, apuntando que ésta se produce en los municipios de mayor población, como Torrelavega o Los Corrales de Buelna. "Cuando un colegio tiene dos líneas y solo matricula 25 alumnos, si el año pasado tenía dos aulas, al año siguiente se juntan en una sola y llegan a lo máximo mientras que tienes al lado un centro privado con 24 alumnos separados en clases de 12 y 12", ha puesto como ejemplo Aguayo.

A la vista de la "nula receptividad" de sus demandas, STEC ha solicitado una entrevista con la consejera de Educación, Marina Lombó, para recordarle las "promesas" de disminución de ratios que hizo a principios de legislatura y demandarle "un compromiso serio y creíble".


 

Comentarios