viernes 25/6/21
EDUCACIÓN

Los alumnos de Cantabria en cuarentena por Covid podrán examinarse de la EBAU del 20 al 22 de junio

Marina Lombó visita El IES Valle Del Saja, Una De Las Sedes Que Acogerán La Celebración De La EBAU
Marina Lombó visita el IES Valle Del Saja una de las sedes que acogerán la celebración de la EBAU

Los alumnos de Cantabria afectados por cuarentenas derivadas de la COVID-19, o que presenten síntomas, dispondrán de una fecha alternativa para realizar la prueba de Evaluación de Bachillerato para el Acceso a la Universidad (EBAU), en concreto los días 20, 21 y 22 de junio. El resto se examinarán la próxima semana, del 7 al 9 de junio. Así lo ha anunciado la consejera de Educación y Formación Profesional, Marina Lombó, durante una visita al IES Valle del Saja en Cabezón de la Sal, una de las 21 sedes que acogerán la realización de esta prueba, en la que participarán un total de 2.932 alumnos de Cantabria.

Lombó ha asegurado que esta decisión, acordada este viernes en la Comisión de Coordinación de la EBAU, integrada por la Consejería de Educación, la Universidad de Cantabria, directores de Secundaria y la Dirección General de Universidades del Gobierno de Cantabria, es una muestra del "trabajo coordinado" y la "cooperación interinstitucional" con el fin de ofrecer el "máximo de garantías" y un trato "igualitario y equitativo" que favorezca la realización de la prueba de manera "justa".

La titular de Educación ha transmitido un mensaje de tranquilidad a alumnos y familias, ya que el Ejecutivo regional y la Universidad de Cantabria "han dispuesto todo" para el desarrollo de unas pruebas "seguras para todo el mundo", docentes y alumnado, con el fin de evitar aglomeraciones y regular un acceso seguro a las sedes garantizando tránsitos ágiles. Por su parte, el director del IES Valle del Saja, Juan Jácome, ha señalado que, con respecto al año anterior, esta edición ha tenido como peculiaridad el reto de organizar la celebración de los exámenes al tiempo que en el centro se realizan actividades de ampliación y refuerzo, "lo que ha supuesto algo de trabajo extra", pero ha reconocido las ventajas que supone la multiplicidad de sedes.

Las pruebas se celebrarán en 21 sedes, doce de ellas serán centros educativos ubicados en otros tantos municipios, y las nueve restantes estarán en facultades de la Universidad de Cantabria en Santander y Torrelavega, así como el centro adscrito de la Escuela de Turismo Altamira y en las Escuelas de Idiomas de ambos municipios. Del total de estudiantes que participarán en las pruebas, 2.828 son alumnos de Bachillerato procedentes de 57 institutos y colegios y 104 de Ciclos Formativos de Grado Superior. El promedio es de 133 por cada sede.

Durante la visita al IES la consejera ha podido comprobar de primera mano los preparativos de esta prueba, ha deseado a los estudiantes acierto para realizar el mejor examen posible, y ha agradecido al profesorado y a los directores de los IES su colaboración. La titular de Educación, acompañada por el alcalde de Cabezón de la Sal, Víctor Manuel Reinoso y el director del centro, entre otros, ha expresado su reconocimiento por la disposición e implicación del personal que interviene y ha colaborado en la organización de la prueba.

PROTOCOLO QUE EVITE DESPLAZAMIENTOS

La prueba, que se celebrará en convocatoria ordinaria el 7, 8 y 9 de junio, y en extraordinaria el 5, 6 y 7 de julio, se regirá como la del año pasado por un protocolo concebido para evitar desplazamientos y permitir que los alumnos puedan hacer los exámenes cerca de sus centros de referencia. En concreto, se celebrarán en centros educativos de El Astillero (IES El Astillero); Reinosa (IES Montesclaros); Santa María de Cayón (IES Lope de Vega); Los Corrales de Buelna (IES Estelas de Cantabria); San Vicente de la Barquera (IES José Hierro); Cabezón de la Sal (IES Valle del Saja); Castro Urdiales (IES Ataúlfo Argenta); Medio Cudeyo (IES Ricardo Bernardo); Renedo (Valle de Piélagos) y Laredo (Escuela Oficial de Idiomas). Además, en Torrelavega las pruebas se realizarán en la Facultad de Minas y en la sede de la Escuela Oficial de Idiomas (EOI) y en Santander en ocho facultades y en la EOI.

De este modo, se mantiene la estructura de las sedes, lo que supondrá un importante "esfuerzo organizativo" que hará necesaria la participación de un gran número de personas para la supervisión de los exámenes y acompañamiento del alumnado. En concreto, está prevista la participación de 250 docentes, entre coordinadores y vocales. Los requerimientos higiénico-sanitarios establecidos persiguen reducir al máximo los desplazamientos, evitar aglomeraciones en las inmediaciones de las sedes, facilitar la desinfección de las aulas entre exámenes y organizar los accesos, así como garantizar la distancia interpersonal según la normativa vigente. Toda la información actualizada del proceso se puede consultar en la web de la Universidad de Cantabria.

MEDIDAS HIGIÉNICO-SANITARIAS

Las medidas sanitarias para realizar estas pruebas incluyen la distancia social de 1,5 metros, recipientes con solución hidroalcohólica, que se usarán al menos a la entrada y la salida y el uso obligatorio de mascarilla en todo momento, con independencia de la distancia interpersonal, tanto para alumnos como profesores. El alumno deberá llevar todo el material necesario para realizar las pruebas. A los centros solo podrá entrar alumnado y personal habilitado y los acompañantes o asistentes que precisen apoyo educativo. Los estudiantes sólo podrán acceder al centro cuando tengan que examinarse de cada una de las materias y exclusivamente en la franja horaria que les corresponda. También están regulados el uso de aseos, la circulación por los pasillos, la limpieza de las aulas y el tiempo de descanso entre pruebas, entre otros aspectos.

Comentarios