domingo 28/11/21
ECONOMÍA

Los cántabros ganan un 13% menos que la media en España

El salario medio en 2015 se situó en 19.533 euros anuales, lo que sitúa a Cantabria como la séptima comunidad con el salario más bajo.

Los salarios en Cantabria son casi 3.000 más bajos que la media en España
Los salarios en Cantabria son casi 3.000 más bajos que la media en España

El salario medio bruto de los empleados cántabros se situó en 2015 en 19.533 euros anuales, lo que supone 2.976 euros menos (un 13% menos) que el medio en España, que asciende a 22.509 euros, según el informe 'Evolución salarial 2007-2015' elaborado por la escuela de negocios Eada y la consultora Icsa Grupo a partir de 80.000 encuestas.

De este modo, Cantabria se sitúa como la séptima comunidad autónoma con el salario más bajo para los empleados, por delante de La Rioja (17.410 euros), Canarias (18.483), Extremadura (19.189), Aragón (19.352), Castilla y León (19.357) y Murcia (19.369). La comunidad con mayor salario para los empleados es Navarra, con una media de 25.210 euros brutos anuales.

Además, los mandos intermedios ganan en Cantabria un 7,2% menos que en el conjunto del país, un total de 35.143 euros frente a los 37.799 euros de media, lo que se traduce en 2.656 euros. En este caso, la región es la octava con salarios más bajos tras La Rioja (32.177 euros), Canarias (33.472), Andalucía (34.338), Castilla La Mancha (34.720), Valencia (34.763), Extremadura (34.985), Murcia (34.998 euros). La comunidad con un mayor salario para los mandos intermedios es Madrid, con 41.206 euros.

También hay una diferencia del 7,1% en el salario que cobran los directivos en Cantabria (72.958 euros anuales brutos) y los del conjunto del país, donde perciben unos 78.605 euros de media (5.647 euros menos). La región es la sexta con menor salario para los directivos tras La Rioja (65.614 euros), Extremadura (66.136), Castilla y León (69.751), Canarias (70.778) y Castilla La Mancha (72.826 euros).

Datos nacionales

En España, el salario medio bruto de los empleados españoles se situó en 2015 en 22.509 euros anuales, lo que supone un incremento del 3,4% respecto al año anterior (21.757 euros) y del 5,6% respecto a 2013 (21.307 euros), lo que, sumado a una evolución negativa del IPC (-0,3% en los últimos dos años) representa una cierta recuperación del poder adquisitivo de los trabajadores.

El presidente de Icsa Grupo, Ernesto Poveda, ha explicado que los sueldos de los empleados españoles se mantienen aún por debajo de los de 2009 (22.762 euros), así como también los de los cargos intermedios (37.799 euros en 2015 frente a 38.394 en 2009), mientras que los salarios de los directivos han aumentado en 5.000 euros, de 73.595 en 2009 a 78.605.

A diferencia de los trabajadores de base, en el caso de los mandos intermedios, aún no han recuperado el poder adquisitivo anterior a la crisis, y están cuatro puntos por debajo, mientras que los empleados han registrado un incremento del 1,2% y los directivos del 1,71%.

Sectores

Por sectores, la banca y los seguros han vuelto a situarse en el primer lugar en cuanto a directivos mejor pagados (82.604 euros brutos anuales), seguidos de la industria (81.849 euros), servicios (79.568), comercio y turismo (74.610) y construcción (72.476).

También el caso de los mandos intermedios, los de banca y seguros son los que cobran más (41.304 euros), así como también en cuanto a los empleados de base (24.716), aunque en esta categoría la diferencia con los peor retribuidos es donde es mayor, ya que hay prácticamente 7.000 euros de diferencia entre los empleados de banca y los del sector del comercio y el turismo (17.830 euros anuales).

Por comunidades autónomas, los empleados de Navarra son los mejor pagados del país, con 25.210 euros anuales, seguidos de Madrid, País Vasco y Catalunya; en cuanto a los directivos, destacan Madrid y Catalunya -únicas autonomías en las que los sueldos medios superan los 80.000 euros-, que también lideran en cuanto a los sueldos de los mandos intermedios.

Sistema rígido

Poveda ha considerado que el sistema retributivo actual en España es "demasiado rígido", basado sólo en las retribuciones fijas para los empleados de base, lo que, a su juicio, debería avanzar hacia un modelo con más retribuciones variables y extrasalariales, como pasa entre los directivos, lo que ayudaría a incentivar a los empleados y a retener el talento.

El profesor de Eada Jordi Costa ha explicado que sería más beneficioso flexibilizar los salarios y retribuir con una parte de salario en especias (guardería, transporte o dietas, por ejemplo), lo que supondría un mayor poder adquisitivo para los trabajadores (porque la base imponible sería inferior) y el mismo coste para las empresas.

Comentarios