jueves. 01.12.2022

La Real Sociedad Gimnástica recibe este domingo, a partir de las 17:00 horas, a la Sociedad Deportiva Barreda Balompié en el primer derbi de la ciudad de esta temporada en Tercera RFEF. Dos equipos que llegan con la necesidad de ganar, aunque con objetivos muy diferentes a los que acercarse con la victoria.

Los locales son líderes de la clasificación con esos 23 puntos que han cosechado con seis triunfos y cinco empates. Precisamente, el más reciente, la semana pasada en su visita a El Ansar de Cartes, donde no pudieron pasar del empate a uno con los tantos de penalti de Jorge y Camus. Y de ahí la necesidad de volver a la senda del triunfo con el fin de mantener su puesto de privilegio de cara al ascenso.

Los visitantes, por su parte, atraviesan una mala racha tras sumar solo un punto de los últimos doce posibles. El conjunto que lidera Alejandro Cayón no gana desde el 30 de octubre, cuando se impuso al Siete Villas por dos goles a cero, y ha enlazado un empate y tres derrotas, con la sufrida la pasada semana en su casa ante la SD Torina por 0-2.

No será el primer partido entre ambos cuadros tras el verano pues ya se vieron las caras en pretemporada en los Campos de Solvay. Este domingo se presume un encuentro muy diferente al que se resolvió con tres goles de Somavilla en la primera mitad en septiembre y al que se llevó la Gimnástica en su último duelo en El Malecón. Allá por el mes de enero los locales vencieron también por 3-0 en la jornada doce del curso pasado.

Si será, como sucedió en la jornada anterior, un partido de reencuentros ya que jugadores como Samu, Álex o Mario Ubaldo saben lo que es defender la camiseta gimnástica, o Ferchu, que formó parte del primer equipo hace dos cursos. Además, Alejandro Cayón se ha sentado en el banquillo local de El Malecón en más de cien ocasiones.

Las lesiones siguen impidiéndole a Pablo Casar poder contar con todos sus hombres a la hora de diseñar una convocatoria. Para el encuentro de este domingo se quedan fuera Luis Alberto, Hugo Vitienes, Fer y Unai, todos ellos aquejados de diferentes molestias.

Comentarios