martes. 31.01.2023

El CD Laredo logró en la tarde sabatina una gran y sobre todo necesaria victoria, derrotando en el anexo del José Zorrilla al Real Valladolid Promesas por 0-1, con un gol a la hora de partido obra de Diego Marta. Grande porque se consiguió haciendo un partido enorme por parte de todos, serio, de concentración, laboriosidad y entrega y no exenta de buen juego. Y necesaria, porque el Charles rompe de esta manera la racha de resultados negativos, sin conocer el triunfo en las seis jornadas anteriores. Una victoria enorme que genera tranquilidad y confianza.

En rueda de prensa el entrenador Chiri comentó que “ha sido un partido disputado y se ha jugado más a lo que nosotros queríamos. Las mejores ocasiones han sido nuestras y el partido se ha decidido por el acierto en el remate”. “Esas cosas que suceden en los partidos anteriormente nos hicieron perder y hoy nos han hecho ganar”.

En la primera mitad la posesión y mayor dominio territorial fue para el Promesas, con el Laredo generando peligro a la contra, con buenas y rápidas combinaciones. La primera ocasión llegaba poco antes de cumplirse el primer cuarto de hora, con un centro lateral que tocaba Arroyo deteniendo David Puras. El guardameta de Solares comenzaba a fraguar una tarde de ensueño con paradas excelsas. El Charles comenzaba a estirarse y en el ecuador del periodo tenía la primera, con un remate de cabeza de Cañizo que se iba por alto. A la media hora de juego el local Pozo remataba al lateral de la red y a diez del descanso disponía Cañizo de dos ocasiones, rematando de cabeza a la parte alta del larguero un centro de Rozas y con el pie disparando fuera. En los minutos finales David Puras despejaba de puños un lanzamiento de falta.

La segunda parte comenzó con el Laredo muy metido en el partido y jugando con gran intensidad, siendo superior en este periodo. A los ocho de la reanudación Diego Marta avisaba de lo que vendría después, rematando un córner por alto. En el siguiente ataque un centro de Diego Rozas lo remata fuera de cabeza Cañizo, agarrado y cayéndose. Felipe lo intentaba de lejos, saliendo desviado su lanzamiento.

Y con todo esto se llegaba a la hora de partido, cuando Aceves despejaba un disparo de Rozas, recogiendo Diego Marta el rechace para anotar el 0-1. Primer gol del castreño en la categoría.

A partir de ahí lo intentó con todo el Valladolid Promesas. Un remate de Cédric se iba alto y una falta ejecutada por Pozo se colaba por la escuadra para que David Puras volviera a emerger sacando el cuero con la punta de los dedos en soberbia intervención.

Llegados al 90’ el colegiado añadía 8 minutos, llenos de emoción, donde los aficionados rojillos presentes se olvidaron del frío castellano y los que no pudieron asistir se mordían las uñas escuchando la radio o leyendo las redes. Y es que en el 92 la tuvo para empatar el Promesas con un disparo de Pozo, pero ahí estaba de nuevo David para salvar al equipo con otra sensacional parada. Con trifulcas, expulsiones (el Promesas acabó con nueve) y emoción, mucha emoción, se llegaba al pitido final con una gran y merecida victoria del CD Laredo, la segunda a domicilio. ¡GURU LAREDO!

El próximo partido del CD Laredo será el sábado 26 en San Lorenzo a las 18:00 horas, recibiendo al Real Oviedo Vetusta.

Comentarios