jueves 2/12/21

La quinta edición de la Liga Benjamín de Balonmano de Torrelavega arranca este viernes, con la participación de unos 80 jugadores de la ciudad y de Puente Viesgo. El campeonato se disputará los viernes por la tarde en el pabellón Enrique Pérez 'Pachín'.

En la primera fase de la liga se disputará el Torneo Apertura Ayuntamiento de Torrelavega, al que seguirán el Torneo Primavera y el Torneo Clausura. La nueva edición ha sido presentada hoy en rueda de prensa por el concejal de Deportes, Nacho González; el director de la Escuela del BM Torrelavega, Nacho Torrescusa; y el jugador del Bathco BM Torrelavega, Nicolai Colunga.

González ha afirmado que el deporte escolar es una "parte importante en la formación" de los niños y jóvenes, especialmente después de una temporada "complicada" debido a la pandemia. Por su parte, Torrescusa ha subrayado que el objetivo de este torneo "no es competir", sino facilitar a los más pequeños una "herramienta formativa y de motivación"

Los encuentros se celebrarán todos los viernes, de 16:15 a 17:30 horas

Los encuentros se celebrarán todos los viernes, de 16:15 a 17:30 horas. Los jugadores estarán repartidos en siete equipos benjamines y cinco minibenjamines correspondientes a los grupos de formación existentes en la ciudad (Nuestra Señora de la Paz, El Salvador, Sagrados Corazones, José Luis Hidalgo, Trueba, Pachín y María Pardo); y también varios equipos de la escuela de Puente de Viesgo.

Cada uno de los equipos del BM Torrelavega se destacará por el nombre de su padrino, que se tratará de un jugador del primer equipo. Como ha explicado Torrescusa, cada padrino llevará unido el nombre de un animal, resultando en equipos como 'los gorilas de Isi (Martínez) y Alonso (Moreno)'.

Además de los partidos, habrá actividades paralelas como el fomento de hábitos de vida saludable, juegos de interacción o talleres de psicomotricidad y precisión en la pista exterior del pabellón. En este sentido, Torrescusa ha recalcado la importancia de usar los torneos como "un espacio de encuentro entre todos los niños que hacen balonmano en esa edad, independientemente de los centros educativos".

"Si alguien se vio afectado por la pandemia esos fueron los más pequeños, pues no pudieron competir el pasado año", ha señalado. "Las cifras prepandemia estaban en 80-90 alumnos, algo que no hemos alcanzado y que nos encantaría alcanzar" y "este año es clave para sembrar una semilla que brotará en los años venideros si seguimos en esta línea".

Ejemplo del trabajo de las categorías inferiores es Nicolai Colunga, canterano naranja y referente ahora del primer equipo. Colunga ha cerrado la presentación destacando "la ilusión que les genera a los niños tener este tipo de torneo y saber que en los entrenamientos se están preparando para un partido".

Comentarios