lunes 27/9/21
CULTURA

Puesta la primera piedra del Proyecto Pereda, que convertirá la sede del Santander en museo en 2023

Ana Botín ha puesto hoy la primera piedra del Proyecto Pereda
Ana Botín ha puesto la primera piedra del Proyecto Pereda

La presidenta del Banco Santander, Ana Botín, ha puesto hoy la primera piedra del Proyecto Pereda, que convertirá la sede social del Paseo Pereda en un centro de arte que albergará la colección de la entidad, "de las más importantes de España y probablemente de Europa", además de exposiciones y actividades, y que se inaugurará en el tercer trimestre de 2023. Así lo ha anunciado Botín durante el acto en el que depositado una 'cápsula del tiempo', a modo de primera piedra de un proyecto cuya esencia es el binomio "cultura y desarrollo".

La presidenta del Santander ha confesado estar "emocionada" por esta actuación que "contribuirá a la prosperidad de la Montaña y de España" -ha dicho parafraseando a su abuelo, Emilio Botín Sainz de Sautuola y López, cuyas palabras ha empleado para abrir y cerrar su alocución-, añadiendo en esta contribución a Europa, América y el resto de mundo donde tiene cien años después ya tiene presencia el Santander.

En un acto que se ha celebrado en la antigua sede social del Banco con solo 20 personas presentes, entre ellas el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, y la alcaldesa de Santander, Gema Igual, conducido por Marcos Madureira y en el que ha intervenido online el arquitecto responsable del proyecto, David Chipperfield, Botín ha explicado que será un centro público, abierto a toda la ciudadanía, de cultura, arte, innovación y emprendimiento. Un lugar que en tres años se convertirá "en un punto de encuentro" para los santanderinos y los cántabros, ha dicho Botín, pero también para los seis millones de visitantes que recibe anualmente la región; y que además ayudará a los clientes a "progresar, que es la misión que siempre ha tenido este banco", ha señalado. El centro albergará la colección de arte del Banco Santander, "de las más importantes de España y probablemente de Europa", que recoge las adquisiciones de la entidad desde hace más de cien años y que incluyen obras de Rubens, Miró o Picasso, así como "la mejor colección de arte de Solana".

La instalación contará con tres pisos dedicados a exposiciones de arte, donde se incluye una zona multimedia que "va a sorprender" y que servirá para presentar programas que van "mucho más allá del arte" -"es combinar el arte con tecnología", ha apostillado Botín-; un auditorio multiuso abierto a la ciudadanía; y mil metros cuadrados de terraza con "las mejores vistas a la bahía de Santander", también de espacio público.

La presidenta del Santander ha dicho que aspira a que el tiempo de construcción sea el menor posible y en este sentido ha asegurado que la intención del Banco es realizar el proyecto en los dos años de plazo. "El presidente de Ferrovial, Rafael del Pino -presente en el acto- me ha asegurado que lo vamos a hacer juntos en plazo, coste y la calidad adecuada", ha trasladado, de modo que la previsión es que las exposiciones comiencen en el tercer trimestre de 2023.

La inversión tanto en el paseo Pereda como en el edificio de Hernán Cortés supera los 85 millones de euros y "refleja nuestro compromiso permanente con esta ciudad y con Cantabria", ha subrayado Botín, que ha dicho que el Santander es un "banco internacional pero muy conscientes del impacto local". En este sentido, ha informado que ya se han contratado servicios con empresas locales por 1,5 millones de euros. Al hilo, ha asegurado que se va a contar con empresas cántabras para la ejecución del proyecto, "tratando de apoyar el crecimiento de la ciudad". En estos tres años se generarán unos 2.000 empleos directos e indirectos, más otros a futuro "más permanentes". Botín también ha incidido en la unión de la cultura y el desarrollo, una relación en la que "aspira estar" el Proyecto Pereda dentro del "gran reto" social que es "lograr el desarrollo inclusivo y sostenible".

"Aquí pretendemos unir arte y tecnología; hacer un lugar para el encuentro, un lugar abierto a la ciudad, a Cantabria, y una forma de aunar a nuestra manera cultura y Banco", ha destacado. "El Espacio Pereda será también el relato del Banco Santander, con 164 años de historia que aspira a seguir cien años más, por ahora. Será un espacio que también nos va a conectar con el mundo, en sentido amplio, y con el mundo Santander", ha concluido.

Por su parte, Chipperfield, en su intervención online, ha destacado el papel que ahora deben cumplir los museos como elementos instrucción y diálogo, además de que han de asumir una función social. Y en este marco ha contextualizado un Proyecto Pereda que será "una pieza clave de la ciudad no solo ahora, sino de la historia y su futuro". Una "nueva vida" para el edificio del Paseo de Pereda en el que el arco será el centro simbólico de unión de público y museo abierto a la ciudad y al mundo, ha explicado.

"REFERENTE DE LA ECONOMÍA Y LA CULTURA"

Mientras, el presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha destacado que Ana Botín "no ha perdido su raíces" y se ha felicitado por este "buen día" y este proyecto "maravilloso", que junto con el Centro Botín, la futura sede del Reina Sofía, y el nuevo Museo de Prehistoria (MUPAC) permitirán que Santander sea de las pocas ciudades en tener "en 20 minutos" tantos equipamientos culturales "de esta envergadura", y además con el marco de la bahía. "Hoy es un día muy importante en un momento muy importante donde empezamos a recuperar la ilusión y qué mejor que la primera piedra para esa ilusión y proyecto del Proyecto Pereda", ha valorado. La alcaldesa también ha agradecido este proyecto "maravilloso" que hará de la ciudad "referente de la economía y la cultura", y que permitirá que en 2023 tenga un anillo cultural "fortalecido", que sea "polo de atracción" que permita a Santander "saltar fronteras junto con el Banco".

Durante el acto y como homenaje a la historia del edificio Pereda, cuyos orígenes se remontan a 1795, se ha creado una cápsula del tiempo en la que la presidenta del banco ha introducido el anuncio de la primera Junta General de Accionistas de la entidad del 29 de mayo de 1857; la fotografía de la inauguración de la sede social en el Paseo de Pereda el 31 de marzo de 1923; y una carta de noviembre de 1946 de su abuelo antes de embarcar en el vapor con destino a América, donde el Santander abrió su primera oficina en La Habana en 1947. También ha colocado los dos periódicos de Cantabria como símbolo de la necesidad de una prensa libre e independiente; y el vídeo de apertura del acto en el que Ana Botín visita por última vez el edificio antes de las obras y el documento de la Memoria Anual.

Botín ha concluido su discurso aludiendo a la misión del banco con una frase de su abuelo en su informe a los accionistas en 1857. "El Santander seguirá contribuyendo en destacada medida a la prosperidad de la Montaña y de España" y ha señalado que "el espacio Pereda será también nuestro relato, el relato de Banco Santander. Un relato con 164 años de historia que aspira a seguir 100 años más". Con la colocación de la primera piedra, "el edificio dejará de ser un lugar cerrado y será una terraza abierta para toda la sociedad", ha concluido Madureira. El acto ha contado con la asistencia, entre otros, de la madre de Botín, Paloma O'Shea.

La remodelación del edificio del Paseo Pereda forma parte de un proyecto más amplio que también incluye la transformación del inmueble del Santander en la calle Hernán Cortes, construido en 1900, encargado a los arquitectos Antonio Cruz y Antonio Ortiz. Por lo que respecta al Proyecto Pereda, cuyas obras arrancaron en febrero, también albergará exposiciones temporales mediante acuerdos con colecciones privadas y con museos internacionales de prestigio. La tecnología será, junto con el arte, el elemento neurálgico de este espacio en el que también se pondrán en marcha iniciativas formativas y culturales para todos los públicos.

Comentarios