viernes 27/5/22

Recién estrenada la primavera y en este limbo meteorológico en el que estamos sumergidos, la llegada de una nueva estación hace que algunas jornadas haya que sacar el abrigo del armario y al siguiente buscar la camiseta de manga corta. Los días son más largos, la temperatura más alta y el cuerpo busca la vitamina D del sol. Por eso, ahora la gente se lanza a la calle a estirar las piernas por el mar o la montaña. Ahí van algunas rutas de todo tipo y para todo el mundo.

PUERTOS DE ÁLIVA

Hotel Aliva

Hotel Áliva

En el punto más alto de la comunidad encontramos ese paraíso natural que son los Picos de Europa, donde hay miles de sendas, algunas cubiertas por la nieve y otras al descubierto (dependiendo de la época del año) por las que caminar. Para quienes quieran disfrutar de las vistas, estirar las piernas y respirar aire puro, una de las mejores opciones es pasear por los Puertos de Áliva, una ruta circular de unos 14 kilómetros de longitud. Este camino empieza desde Fuente Dé, un enclave único en las faldas de los Picos de Europa. El primer paso, curiosamente, es ascender en el teleférico hasta el Mirador del Cable y una vez allí bordear los bellos Puertos de Áliva para bajar al valle de Camaleño, atravesar un bosque y llegar de nuevo al Parador de Fuente Dé.

COSTA QUEBRADA

Ruta guiada por Costa Quebrada

Ruta guiada por Costa Quebrada

Bajando hasta la costa tenemos opciones menos pindias pero no por ello más asequibles, ya que la orografía de la Costa Quebrada no es precisamente fácil. Si comenzamos a caminar desde el Faro de Cabo Mayor en Santander tenemos por delante 17 kilómetros en los que podemos parar en las playas de La Maruca, San Juan de la Canal, Covachos o La Arnía hasta terminar en la playa de Valdearenas. Además, durante el transcurso de la misma encontramos algunos puntos de interés cultural como el Centro de Interpretación de La Maruca o el Panteón del Inglés.

RUTA DE LOS PUENTES

Ruta de los puentes

Ruta de los puentes

En el corazón de Cantabria está el valle del Saja-Besaya y dentro de sus 24.500 hectáreas hay muchos rincones por los que pasear. Si tuviésemos que elegir solo una ruta dentro de este parque natural sería muy complicado y dependería del gusto del caminante. Sin embargo, la ruta circular de los puentes, de 14 kilómetros, es una buena opción para personas que quieran disfrutar de la naturaleza. Partiendo desde casa del Monte son varios los puentes de madera que atravesaremos y que dan nombre a la ruta. A lo largo de la misma nos encontramos con una sucesión de bosque profundo, laderas arboladas y pequeños puentes de madera que nos acompañan hasta cerra el círculo.

SUANCES – BARROS

Senda ciclabe de Suances

Senda ciclabe de Suances

La senda ciclable que parte de Suances hasta Barros nos lleva a través de 20 kilómetros por distintos municipios que se sitúan a la orilla de la Ría de San Martín. Desde la villa marinera de Suances, pasamos por el Barrio de San Martín de Hinojedo, el Parque Cantabria Futura, la Iglesia de Torres, el Parque de La Viesca o Las Caldas del Besaya hasta la localidad de Barros. Una senda que se incluye dentro del Arco Verde del Besaya y que se puede recorrer a pie o en bicicleta.

FARO DEL CABALLO – SANTOÑA

Faro del caballo

Faro del caballo

Desde el Paseo Marítimo de Santoña hay que caminar hacia el Fuerte de San Martín, una construcción defensiva erigida en el siglo XVII y desde ahí proseguir hasta el Fuerte de San Carlos. Mientras tanto, contemplamos algunos acantilados del Monte Buciero, pasamos por la Peña del Fraile y seguimos hasta llegar a una bifurcación y tomamos el camino que nos lleva a los 763 escalones que nos hacen bajar un desnivel de más de 150 metros hasta el faro. Una vez disfrutadas las vistas y darse un baño (los más valientes) hay que subir los escalones y seguir por el Monte Buciero hasta llegar al punto de partida y completar esta ruta circular de 12 kilómetros, no sin antes disfrutar de una vista panorámica de uno de los mejores arenales de Cantabria, la playa de Berria.

CALZADA ROMANA DE BÁRCENA DE PIE DE CONCHA

Calzada Romana de Bárcena de Pie de Concha

Calzada Romana de Bárcena de Pie de Concha

Se trata de una ruta circular de 15 km y con más de 600 metros de desnivel que comienza en Bárcena de Pie de Concha, concretamente junto al río Bisueña está la calzada romana en dirección a Mediaconcha, un camino ascendente que pasa por Pesquera y Ventorrillo. Después el camino sigue el curso del Besaya, rodeando el Pico de San Pedro, hasta regresar a Pie de Concha.

Comentarios