miércoles 20/10/21
TEMPORAL

La nieve cierra cuatro puertos de la red regional y complica la circulación en varios puntos

Están cerrados los puertos de Palombera (CA-280), La Sía (CA-665), Lunada (CA-643) y La Matanela (CA-633).

Las quintanieves ya están preparadas para el temporal del fin de semana
Las quitanieves están trabajando para que el temporal del fin de semana no afecte demasiado

Cuatro puertos de la red regional de carreteras de Cantabria están cortados como consecuencia del temporal de nieve, que está complicando la circulación en numerosos puntos de la región.

Están cerrados los puertos de Palombera (CA-280), La Sía (CA-665), Lunada (CA-643) y La Matanela (CA-633), según datos de la Dirección General de Carreteras del Gobierno de Cantabria.

Además, se recomienda extremar la precaución en varios puntos de la red principal, en concreto en la A-67 a la altura del puerto de Pozazal, en los puertos de El Escudo (N-623) y Los Tornos (N-629), y en la N-611 a su paso por Arenas de Iguña.

Las cadenas son necesarias para transitar en la carretera de Espinama a Fuente Dé (CA-185); de Matamorosa a Mataporquera (CA-284); entre Valle de Cabuérniga, Espinilla y Salcedillo, en la CA-280; en Alto Campoo, de Reinosa a Brañavieja (CA-183); y en la carretera Puentenansa-Piedrasluengas (CA-281).

Carreteras también recomienda extremar la precaución en el tramo Arroyo-Bustidoño (CA-735); de Los Carabaeos a Montesclaros (CA-741); de Hormiguera a Reocín de los Molinos (CA-744); y de Pozazal a Polientes (CA-272).

Incidencias por nieve, lluvia y viento

El Centro de Atención a Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria ha recibido, durante este sábado, 30 llamadas relacionadas con los fenómenos meteorológicos adversos que azotan Cantabria. Estos avisos han derivado en la coordinación de 28 incidencias.

De esas 30 llamadas recibidas, entre las 7 y las 19 horas, nueve han tenido a la nieve como protagonista, generando ocho incidencias; una ha estado motivada por heladas, sin que haya provocado la salida de los equipos de emergencias; y cuatro de los contactos con el 112 los ha provocado la lluvia, causando el mismo número de incidencias.

La mayoría de las llamadas e intervenciones, un total de 16 para ambos parámetros, las ha originado el fuerte viento que azota en las últimas horas la región. Según informa el 112, todas las intervenciones han sido de poca relevancia y no han causado daños personales.

La mayoría de las llamadas e intervenciones las ha originado el fuerte viento que azota en las últimas horas la región

En el interior la protagonista ha sido la nieve, que ha provocado problemas derivados de su acumulación en distintos puntos de la red viaria. En el litoral y su área de influencia se ha dejado sentir el viento provocando daños menores en infraestructuras, mobiliario urbano y arbolado.

También la lluvia ha estado presente en los municipios costeros, formando balsas de agua en Guriezo y Castro Urdiales. Sin aviso por viento este fenómeno ha estado presente en Campoo provocando tres salidas de los bomberos del parque de emergencias que el 112 tiene en Reinosa.

Estos han procedido a la retirada de elementos con riesgo de caída tras desprenderse una galería, y a la extracción de cristales de una segunda que ha resultado dañada en otro punto de la localidad. Han intervenido también en un andamio con peligro de desplome en Nestares.

En la comarca del Besaya, concretamente las localidades de Polanco y Cartes también se han visto afectadas por el viento. En Polanco han causado el desprendimiento de chapas metálicas de una nave y en Cartes han propiciado la caída de un árbol.

Los fenómenos meteorológicos adversos continúan hasta este domingo con el aviso rojo por nieve activado en Liébana, el nivel naranja en el resto del interior de la región, y avisos amarillos por lluvia en la misma zona, y por costeros en el litoral, por lo que se solicita a la población que extreme la precaución en cualquier tipo de actividad.

Comentarios