viernes. 12.08.2022
SANIDAD

El PP tendrá que rendir cuentas por el contrato público privado de Valdecilla muy a su pesar

El Parlamento creará una comisión de investigación de las obras gracias a los votos a favor de PRC, PSOE en la propuesta impulsada por Podemos y Ciudadanos.

El PP es el único partido que se ha opuesto a investigar las obras de Valdecilla
El PP es el único partido que se ha opuesto a investigar las obras de Valdecilla

El Pleno del Parlamento de Cantabria ha aprobado este lunes la creación de una comisión de investigación sobre las obras del Hospital Marqués de Valdecilla. Únicamente el PP ha votado en contra de la propuesta de Podemos y Ciudadanos, que ha recibido el sí del PRC y el PSOE pese a que inicialmente los grupos que sustentan al Gobierno iban a votar en contra, según se ha dicho en el debate.

Ciudadanos y Podemos han justificado la creación de esta comisión de investigación en la necesidad de "transparencia" y de "rendir cuentas" ante las "quejas" de los usuarios y los trabajadores por las "insuficiencias e irregularidades" del nuevo hospital tras unas obras que se han prolongado durante 16 años y de las que han sido responsables tanto el Gobierno PRC-PSOE entre 2003 y 2011 como el del PP entre 2011 y 2015.

La portavoz de Podemos, Verónica Ordóñez, ha dicho que no se esperaba el "cambio" del PRC, aunque le consta "de buena fe" que no tenían ningún problema con esta comisión". En su opinión, ha sido la  presión de las plataformas ciudadanas y la cercanía de unas posibles elecciones generales las que han "obligado" a los grupos que sustentan al Gobierno a apoyar esta comisión de investigación.

"Cuando nada hay que tapar ni que temer, nadie debiera tener miedo a esta comisión de investigación", ha dicho Rubén Gómez

"Cuando nada hay que tapar ni que temer, nadie debiera tener miedo a esta comisión de investigación", ha dicho por su parte el portavoz de C's, Rubén Gómez, quien ha instado al resto de grupos a "hacer algo serio y no convertir esta comisión en un vodevil".

La exconsejera de Sanidad, María José Saénz de Buruaga, ha defendido la gestión del PP y ha asegurado que "no albergan el más mínimo temor" ante esta comisión de investigación pero ha subrayado que Valdecilla "debe quedar al margen de esta forma de hacer política".

Así, ha recalcado que las comisiones de investigación "no están para hacer oposición a la oposición" y han de fundamentarse en "indicios de ilegalidad" que no se dan, a su entender, en este caso.

Para el PP, se trata de una "maniobra alentada" por quienes siempre se han opuesto al contrato de colaboración público privada de Valdecilla, contra el que han arremetido tanto Podemos como el PSOE y el PRC al considerar que ha supuesto la "venta" del hospital o su "privatización", y una merma en la calidad asistencial.

Sáenz de Buruaga ha lamentado el "repentino cambio de posición" del PSOE, grupo con el que asegura haber pactado el reparto del tiempo del turno en contra, y que con ello "arrastra" a su socio de gobierno, el PRC, "en el último momento".

La portavoz de Podemos ha enumerado los "problemas" que se han detectado en Valdecilla tras la puesta en marcha de las nuevas dependencias

La portavoz del PRC, Rosa Valdés, ha dicho que los regionalistas "decimos que sí a rendir cuentas" aunque consideran que se pueden conseguir los mismos fines con otros medios y "dudan de la necesidad" de una comisión de investigación sobre Valdecilla.

No obstante, "el PRC no va a ser un obstáculo" si el sentir "mayoritario" es que se celebre, ha señalado tras recalcar que este "instrumento de control de la oposición" se debe usar "con responsabilidad" y evitar su utilización "partidista" como en su opinión hizo el PP en la anterior legislatura.

Por su parte, el PSOE ha defendido, a través de su portavoz, Silvia Abascal, que apoya esta comisión "por convencimiento y coherencia", porque siempre se ha opuesto al contrato de colaboración público privada de Valdecilla, "en la calle, en el Parlamento y en los tribunales" cuando era oposición, "y ahora desde el Gobierno".

Así, ha relatado los pasos que el PSOE ha dado "desde el minuto uno, hasta el final, y en solitario" contra un modelo que, según Abascal, es "un corta y pega casi mimético del de Esperanza Aguirre en Madrid" y que considera una "hipoteca" para los próximos 20 años.

Desde el recurso en los tribunales, "sin miedo a hipotecarnos por las costas procesales", a la auditoría interna encargada desde el Ejecutivo sobre el CPP, la auditoría sobre las obras, la comisión interna creada por profesionales de Valdecilla y el Servicio Cántabro de Salud, o los dos estudios encargados por el Gobierno a la Universidad de Cantabria sobre el coste del contrato y su impacto en el presupuesto.

La portavoz de Podemos ha enumerado los "problemas" que se han detectado en Valdecilla tras la puesta en marcha de las nuevas dependencias. Así, ha dicho que la unidad de reproducción asistida no cumple con la normativa legal y requiere una reforma de al menos un millón de euros; maternidad "está tan mal concebida" que carece de una zona de admisión adecuada; la unidad de alta resolución obstétrica "no podrá cumplir su función", hay "dudas" sobre la posibilidad de utilizar los quirófanos del paritorio, las habitaciones de hospitalización de madres y bebés son "insuficientes" y, además, compartirán planta con habitaciones de hospitalización ginecológicas, lo que dificultará la asistencia por parte de enfermería especializada en atención al puerperio, recién nacidos y lactancia; el servicio de esterilización debe ser ampliado y, por tanto, cambiado el tren de esterilización y el Servicio de Farmacia "tampoco cumple la normativa de seguridad".

Además, ha señalado que en el nuevo Hospital de Valdecilla "no caben todos los servicios, ni tiene los quirófanos necesarios para mantener la actividad quirúrgica actual, una vez que se abandonen los cinco quirófanos de la Residencia Cantabria.

La exconsejera de Sanidad y exvicepresidenta ha replicado que el contrato incluye el mantenimiento, conservación, reposición, mobiliario y equipamiento durante los 20 años de vigencia del mismo, por lo que si estos problemas son consecuencia de una "correcta ejecución", la empresa adjudicataria tendrá que correr con los costes. "No vamos a pedir perdón por haber terminado Valdecilla en 16 meses", y después de "ocho años de incumplimientos, modificados, demoras y sobrecostes", ha dicho.

Comentarios