jueves. 11.08.2022

Las salas de la Cumbre de la OTAN que se celebra esta semana en Madrid promocionan enclaves emblemáticos de España, como el Roque de los Muchachos en la isla de La Palma, los Jardines del Generalife en Granada o uno de los pueblos más bonitos y visitados de Cantabria: Potes.  

La veintena de salas que acogerán los encuentros bilaterales entre los líderes mundiales tienen el nombre de un municipio español y sus paredes presentan fotografías de algunos rincones de España.

Entre ellos están, por ejemplo, dos puntos destacados de la isla de La Palma: una panorámica de la Caldera de Taburiente se muestra en la oficina de Estados Unidos mientras que el Roque de los Muchachos se exhibe en la oficina española.

Además, varios murales con imágenes de España visten muchos de los pasillos y espacios más amplios. Los enclaves que estarán representados en la cumbre son los siguientes: el pueblo de Potes (Cantabria), el Castillo de Olite (Navarra), el Monasterio de San Juan de la Peña (Aragón), el Roque de los Muchachos (Canarias), el Castillo de Almansa (Castilla-La Mancha), Peñíscola (Comunidad Valenciana), el Castillo de Bellver (Islas Baleares).

También el Castro de Baroña (Galicia), los Jardines del Generalife (Andalucía), las murallas de la Ciudad de Ceuta, Caravaca de la Cruz, (Región de Murcia), el Acueducto de los Milagros Extremadura), Vall de Boí, (Cataluña), Durango (País Vasco), el Castillo de Cornago (La Rioja), el Castillo de Manzanares el Real (Madrid), Segovia (Castilla y León), Cudillero (Principado de Asturias), el Faro de la Ciudad de Melilla y la Caldera de Taburiente (La Palma). 

POTES

Potes es uno de los municipios más atractivos de Cantabria gracias a sus particularidades geográficas, situada en la confluencia de los cuatro valles de la comarca ejerce de capital de la misma, Liébana. Es conocida como la villa de los puentes y de las torres entre las que destacan la del Infantado y la de Orejón de la Lama, ambas del siglo XV. Además, sus callejones blasonados y calles empedradas evocan al pasado de la villa, que ofrece una destacable oferta gastronómica, con su cocido lebaniego como plato más popular. 

Potes se ha sumado a los municipios con infectados por coronavirus

Además, no puedes abandonar la capital del patrimonio natural, histórico y gastronómico de la villa y de la comarca lebaniega sin probar los famosos licores de elaboración artesanal, el orujo y el tostadillo. También es un lugar ideal para la práctica de actividades como el senderismo, la bicicleta de montaña o la escalada.

Comentarios