lunes 25/10/21
TURISMO

Cinco playas cántabras galardonadas con la Bandera Azul

La Arena y El Sable, en Arnuero, Ris y Trengandín, en Noja, y Berria, en Santoña, son los arenales reconocidos en 2016.

España ha batido de nuevo el récord con 586 playas distinguidas.

La Arena, en Arnuero
La Arena, en Arnuero, es una de las cinco playas galardonadas con la Bandera Azul

La bandera azul volverá a ondear en las playas de Cantabria. Cinco arenales han sido seleccionados con esta distinción. Se tratan de las playas de La Arena y El Sable, en Arnuero, Ris y Trengandín, en Noja y Berria en Santoña, las mismas que fueron elegidas en la edición anterior. Se trata de un galardón que otorga anualmente la Fundación Europea de Educación Ambiental a las playas y puertos que cumplen una serie de condiciones ambientales e instalaciones. Promueve y premia la participación en iniciativas ambientales voluntarias de las autoridades municipales, la población local y visitante y los agentes del sector del turismo. Los criterios para obtener la Bandera Azul se agrupan en cuatro áreas: calidad de las aguas de baño, Información y educación ambiental, Gestión ambiental y Seguridad, servicios e instalaciones.

En este 2016, España ha batido de nuevo el récord de banderas azules en su litoral, con 586 en las playas y 100 en los puestos deportivos. Anualmente, se presentan alrededor de 800 candidaturas a hacerse con este galardón. El programa Bandera Azul trabaja también para fomentar la cooperación entre el sector turístico y el sector ambiental, a nivel local, regional y nacional. Así, a lo largo de estos años, el Programa Bandera Azul se ha convertido en una etiqueta y un galardón ambiental universalmente conocido y valorado por los turistas y por los tour operadores.

Si una playa galardonada con la Bandera Azul deja de cumplir, por algún motivo, con todos los criterios exigidos, esta deberá dejar de ondear en la playa, por lo que es necesario llevar un cuidado de los arenales durante todo el año.

Comentarios