viernes 30/7/21
TRIBUNALES

Piden un año de cárcel para el jefe de violencia de género de la Policía Local de Santander por presunto acoso laboral a una subordinada

Dependencias de la Policía Local de Santander
Edificio de la Policía Local de Santander

La Fiscalía pide un año de cárcel para el mando de la unidad de vigilancia y protección de víctimas de violencia de género de la Policía Local de Santander por un presunto acoso laboral a una subordinada en su puesto de trabajo. Al final de la instrucción del caso, el juez vio indicios de que el mando policial podría haber incurrido en trato degradante, lesiones, infidelidad de custodia de documentos y falso testimonio en causa judicial. Por su parte, la Fiscalía atribuye al mando policial un presunto delito de acoso laboral y pide que se le imponga una pena de un año de cárcel.

Sigue pendiente el señalamiento de la fecha del juicio contra el mando policial, al que su subordinada acusó de haberle acosado laboralmente. Según la denunciante, el denunciado le incoó expedientes sancionadores sin motivo, la relegó a funciones administrativas y tenía con ella un trato diferente que con el resto de sus compañeros.

La Audiencia de Cantabria confirmó en marzo de 2017 que había indicios suficientes de que el mando de la Policía Local de Santander, sargento, acosó a su agente subordinada, y rechazó el recurso que había interpuesto el mando. La Audiencia confirmaba así el auto del Juzgado de Instrucción número 4 de Santander, que ya había apreciado indicios de delito en la conducta del sargento.

Entre otras cosas, la agente denunció que no se le facilitó ordenador ni mesa, a diferencia de otros compañeros, o que tenía que comunicar todas sus salidas del centro de trabajo, mientras que otros compañeros no tenían que hacerlo, denuncias que según la Audiencia han sido avaladas por otros agentes.

Según consta en un informe forense al que también hizo referencia la Audiencia, la agente sufre un trastorno adaptativo mixto ansioso depresivo a consecuencia de los hechos denunciados.