domingo 25/7/21
INCENDIOS

“No encontramos colaboración ciudadana para identificar a los responsables de los incendios”

La Guardia Civil reconoce que la falta de ayuda por parte de los vecinos dificulta una labor ya de por sí complicada dado que se producen de noche y con mechas lentas.

El Parlamento ha mostrado unanimidad en la lucha contra los incendios
La falta de colaboración ciudadana está dificultando la identificación de los pirómanos

Cuando se produjeron los incendios de diciembre en Cantabria, que arrasaron más de 10.000 hectáreas, varias autoridades, entre ellas el presidente regional, Miguel Ángel Revilla, anunciaron una búsqueda sin descanso de los responsables, aunque se reconoció que la tarea iba a ser difícil. Este martes, el coronel jefe de la Guardia Civil, Juan Airas, ha afirmado que en la investigación de los incendios forestales de diciembre hay "muchos sospechosos", pero ha subrayado que la autoría es "muy difícil de probar", entre otras cosas porque "no hay colaboración ciudadana".

"Es muy difícil de probar porque los incendios se producen por la tarde-noche, cuando no hay visibilidad, y todo el mundo puede saber quiénes son los que están incendiando el monte pero nadie dice nada", se ha quejado el jefe de la Guardia Civil en Cantabria, quien ha solicitado "más colaboración ciudadana por parte de la población civil", porque es "muy importante".

"Es muy difícil de probar porque los incendios se producen por la tarde-noche, y todo el mundo puede saber quiénes son pero nadie dice nada", se ha quejado Airas

Airas ha recordado que "es muy difícil coger a los pirómanos con las manos en la masa, porque muchos lo que hacen es poner mechas lentas dos horas antes para que luego se produzca el incendio".

El coronel jefe de la Guardia Civil ha afirmado que el SEPRONA (Servicio de Protección de la Naturaleza) cuenta con "medios suficientes" para la investigación de incendios y ahora cuenta con un dron que puede facilitar la vigilancia. "El problema es que esa investigación no es tan fácil. Espero que con estos medios seamos más eficaces, pero no es fácil porque no hay colaboración ciudadana", ha lamentado.

Nuevos medios

Las declaraciones de Airas se producen el mismo día en que el SEPRONA de la Guardia Civil de Cantabria se ha convertido en el primer Servicio de Protección de la Naturaleza de España en contar con un dron para la vigilancia y lucha contra los incendios forestales, los vertidos o el furtivismo.

El aparato, que cuenta con dos cámaras y tiene un coste de algo más de 4.000 euros, forma parte del nuevo material por valor de 30.000 euros adquirido por la Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria para mejorar el equipamiento de esta unidad y contribuir de esta forma a la prevención y persecución de delitos medioambientales.

El SEPRONA realizó el año pasado en Cantabria 2.194 actuaciones en materia medioambiental

El dron permitirá, entre otras tareas, mejorar la prevención de incendios, la realización de fotografía, video y cartografía aérea, la vigilancia de zonas de conflictividad, el control y seguimiento de vertidos y la detección de actividades irregulares e infracciones por caza y pesca ilegal.

El material financiado por el Gobierno incluye también dos motocicletas Yamaha WR 250, con las que se refuerza el parque móvil y potencia la vigilancia de zonas de difícil acceso, así como dos maletines de señalización e inspección ocular en incendios forestales, dos tabletas Appe IPAD Mini, y 18 kit de intervención.

La vicepresidenta y consejera de Medio Ambiente, Eva Díaz Tezanos, ha presidido el acto de entrega de este material en el cuartel de Campogiro, junto con el delegado del Gobierno, Samuel Ruiz, y el coronel jefe de la Guardia Civil, Juan Airas.

Sumar esfuerzos

Todos ellos han destacado la importancia de la colaboración institucional y de "sumar esfuerzos" para garantizar la conservación del patrimonio natural de Cantabria.
Díaz Tezanos ha señalado que este nuevo material permitirá incrementar la eficacia y eficiencia de las actuaciones del SEPRONA, "esenciales para la vigilancia ambiental y la preservación del patrimonio natural", ha dicho.

Por su parte, el delegado del Gobierno ha agradecido al Gobierno la colaboración que "un año más" presta al SEPRONA, y ha recalcado también la labor "fundamental" de esta unidad, integrada por 38 agentes, en los incendios forestales de diciembre.

El SEPRONA realizó el año pasado en Cantabria 2.194 actuaciones en materia medioambiental, de las cuales 2.154 se derivaron de infracciones administrativas y el resto se tramitaron por ilícitos penales. Como consecuencia de estas actuaciones, se ha detenido a ocho personas y otras ocho han sido imputadas por hechos delictivos.

En lo que se refiere a las infracciones administrativas, 678 han sido en materia de pesca, 476 por residuos y vertidos, 212 por cuestiones que tiene que ver con la sanidad animal y otras 96 relacionadas con animales de compañía.

Comentarios