sábado 4/12/21

El ser humano es muy dado a los discursos grandilocuentes, a prometer cosas que luego, por el motivo que sea, no se llevan a cabo. Y la que lo está pagando es la naturaleza. Si no, que se lo digan a estas ranas a las que Toño pone voz.

Comentarios