martes 18/1/22

La jueza del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 1 de Medio Cudeyo ha decretado libertad provisional para el hombre de 78 años que fue detenido el pasado 5 de enero después de encerrarse, armado con una escopeta y junto a su mujer, dentro de una cabaña de Vega de Pas, próxima a su vivienda.

Asimismo, la magistrada, que estaba de guardia cuando sucedieron los hechos, ha dictado una orden de protección para la esposa y su hijo, con la prohibición de acercarse a ellos en un radio de 500 metros y de comunicarse por cualquier medio mientras se tramita el procedimiento, según han informado fuentes judiciales a Europa Press.

Los hechos, que sucedieron sobre las ocho de la tarde, se investigan como un posible caso de violencia de género. El implicado, que estaba "bastante alterado" y probablemente "en estado de embriaguez".

Fue un familiar el que dio la alerta de lo que estaba pasando. En concreto, avisó de que un pariente suyo se encontraba en Vega de Pas "bastante alterado" y posiblemente ebrio, además de profiriendo "insultos". Detalló que se hallaba "armado con una escopeta" y junto a su esposa, encerrado en el interior de una cabaña, próxima al domicilio familiar.

Tras esa llamada advirtiendo de lo que estaba sucediendo, se desplazaron al lugar patrullas de la Guardia Civil, de Santander, que contaron con el apoyo de la Usecic, la Unidad de Seguridad Ciudadana.

A su llegada, los agentes intentaron en primer lugar que el hombre cediera en su actitud y saliese de la cabaña, o dejara si no salir a su mujer.

Pero ante el resultado negativo, los efectivos intervinieron y sacaron primero a la mujer, para proceder después a la detención del implicado, al que le intervinieron el arma y pasó a disposición judicial.

 

Comentarios