viernes 3/12/21
EDUCACIÓN

Las ‘largas’ del ministro alejan la posibilidad de que Cantabria celebre oposiciones en junio

El consejero ha reconocido que la comunidad autónoma está preparada para convocar las pruebas, pero el Gobierno español sigue sin garantizar que no recurrirá las convocatorias que las comunidades autónomas puedan realizar antes de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado.

Sindicatos de enseñanza como STEC acusan a Méndez de Vigo de estar utilizando a medio millón de opositores españoles como “rehenes” para tratar de obtener apoyos a los PGE del Gobierno de Rajoy.

Opositores
Opositores

Los sindicatos cántabros de enseñanza luchan contra el reloj para no perder 187 puestos de trabajo estables, que es lo que ocurriría si el Gobierno cántabro no publica un decreto de oferta de empleo público que permita ejecutar esas 187 plazas en una convocatoria de oposiciones este 2017 o al menos añadirlas a las de la oferta de empleo público de 2018. El decreto de oferta de empleo público podría publicarlo ya, pero la convocatoria de oposiciones –que para que las pruebas se celebren en junio, no podría realizarse más allá de mediados de este mes de marzo– no dependería directamente del Ejecutivo autonómico sino de otras dos cuestiones. La primera, que el Gobierno español garantizara oficialmente que no recurrirá las convocatorias de oposiciones que las comunidades autónomas puedan realizar antes de la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2017. Y la segunda –si se cumpliera la primera–, garantizar que no se produzca el efecto llamada sobre opositores de otras comunidades que se produciría si las oposiciones las convocara sólo Cantabria o Cantabria y unas pocas comunidades más. Pero la primera parece lejos de cumplirse.

El consejero de Educación, Ramón Ruiz, ha reconocido que Cantabria está preparada para convocar ya oposiciones y celebrarlas en junio de este año, y los sindicatos cántabros de enseñanza le han exigido precisamente que conmine al ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, a dar una respuesta sobre si el Gobierno español recurriría esa convocatoria si se produjera.

Méndez de Vigo insiste en que la impugnación dependería del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas

Ruiz y Méndez de Vigo han coincidido este jueves en Madrid, y –durante una conversación al comienzo del recorrido de ambos por los stands del Campeonato Nacional de FP ‘SpainSkills 2017’– el consejero ha pedido efectivamente al ministro que garantice que el Gobierno español no impugnará las convocatorias de oposiciones que las comunidades puedan realizar antes de la aprobación de los PGE, pero el propio Ruiz ha reconocido a los medios que sólo ha obtenido de Méndez de Vigo “buena voluntad” al respecto. Es decir ‘largas’. Así, Méndez de Vigo ha insistido también a los medios en que esa impugnación dependería del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas –es decir que sigue sin despejar si el Gobierno español las impugnaría o no–, y además ha aprovechado la ocasión para reclamar a otros grupos parlamentarios que apoyen los Presupuestos Generales del Estado del Ejecutivo del PP, por lo que sindicatos de enseñanza como STEC ya lo han acusado de estar utilizando a medio millón de opositores españoles como “rehenes” para tratar de obtener apoyos para la aprobación de los PGE del Gobierno de Mariano Rajoy.

Esta posición del ministro de Educación y del Gobierno español aleja la posibilidad de que Cantabria pueda convocar oposiciones no más tarde de mediados de este mes de marzo para que 5.000 o 6.000 opositores cántabros –según cálculos sindicales– pudieran realizarlas en junio si la comunidad fuera capaz de neutralizar también el tan temido efecto llamada.

Comentarios