miércoles 27/10/21
TRIBUNALES

El fiscal pide 14 años y nueve meses de prisión para la acusada de matar a su cuñada en Torrelavega

El fiscal ha solicitado una peña de 14 años y nueve meses de prisión para la mujer acusada de matar con un cuchillo a su cuñada, con la que residía en el barrio Covadonga de Torrelevaga.

Para el Ministerio Público los hechos, que ocurrieron el 26 de julio de 2019, constituyen un delito de asesinato, por el que también pide 8 años de libertad vigilada para P.D.T.V. tras la condena y prohibición de aproximarse a la hija y hermano de la víctima a menos de un kilómetro o comunicarse con ellos durante 18 años. Así consta en un auto dictado por el Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 5 de Torrelavega, según el cual la Fiscalía interesa además que la procesada indemnice con 60.000 euros a la hija de la fallecida.

Por su parte, la Defensa pide la libre absolución de su representada, natural de República Dominicana, de 46 años y sin antecedentes penales. Desde 2010 convivía con su pareja y con la hermana de este en la calle Julio Ruiz de Salazar. En 2018 el hombre sufrió un ictus y desde entonces la procesada se "obsesionó" con que su familia política "conspiró para deportarla o matarla", siendo "especialmente conflictiva" la relación con su cuñada, que colocó un pestillo en su habitación tras recibir amenazas de muerte de la implicada.

HECHOS

De acuerdo las conclusiones provisionales de la Fiscalía, a las 8:00 horas del 26 de julio de 2019 acusada y víctima estaban solas en casa, pues el hombre había ido a una revisión médica. La primera esperó hasta que la segunda salió de su habitación, hacia las 8:45 o 9:00 horas, para "matarla", ejecutando un plan que había diseñado "el día anterior". En concreto, P.D.T.V. cogió una navaja de 22 centímetros de hoja en la cocina y cuando su cuñada salió de la habitación, con el propósito de acabar con su vida, le golpeó en la cabeza y en el cuerpo para "arrinconarla y aturdirla", de forma que no pudiera defenderse.

Después, cuando logró retenerla en su cama, la acuchilló en sucesivas ocasiones a la altura del rostro, tórax y abdomen, causándole la muerte, pues las heridas afectaron al corazón, los pulmones y la aorta. También le había realizado múltiples cortes en el cuello y lesiones en las extremidades superiores e inferiores.

Tras esto, la implicada guardó el arma en la cocina e intentó prender fuego a la casa y al cuerpo de su cuñada, al sospechar que agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado acudían al domicilio, y que evitaron el incendio junto a los Bomberos, que pasadas las 14:00 horas habían recibido un aviso por fuego en esa dirección.

Al llegar al lugar, y según informaron entonces fuentes policiales y municipales, llamaron a la puerta y nadie abría. Pero al ver humo, forzaron la entrada y encontraron en el interior a una mujer quemándose y a otra fallecida por herida de arma blanca. La acusada será juzgada por un jurado popular en la Audiencia Provincial de Cantabria.

Comentarios