martes 19/10/21
CANTABRIA

Firmeza del bipartito en Astillero ante el silencio de un sindicato en contratos que burlan la legalidad

El equipo de gobierno municipal PRC-PSOE asegura que seguirá defendiendo la legalidad como hoja de ruta después de que una sentencia haya declarado improcedente el despido de una trabajadora. 

Se suspenden  las fiestas de San Isidro
El equipo de Gobierno de Astillero asegura que defenderá la legalidad

El ejecutivo municipal PRC-PSOE en el Ayuntamiento de Astillero ha insistido en que se mantendrán firmes en la defensa de la legalidad como hoja de ruta a seguir en su acción de gobierno, si bien una sentencia del juzgado de lo social nº 5  de Santander ha declarado improcedente el despido de una trabajadora.

A pesar de la resolución, el propio auto “reconoce la concatenación de contratos temporales y el fraude de la contratación derivada de la realización de tareas diversas a las que constituían el objeto de su contrato de dicha trabajadora”.

Esta situación –apuntan ambos socios-, es consecuencia de la nefasta gestión que llevó a cabo el PP durante su gobierno puesto que dichos contratos “temporales” y el plazo de vencimiento de los mismos fueron llevados a cabo por el PP. 

“El equipo de gobierno sólo decidió no solicitar una subvención puesto que dicha valoración corresponde a los órganos de gobierno y como en cualquier empresa, cuando el contrato llega a su fin, cesa la relación contractual, y con más motivo en la Administración, donde debe darse cumplimiento al principio de mérito, capacidad e igualdad”. 

PRC-PSOE una vez más imputa a CCOO el hecho de que no hubiera llevado a cabo con anterioridad ningún tipo de actuación en defensa de todos los trabajadores, “cuando existían y eran conocedores de informes que advertían de que dichas contrataciones no eran legales” y- “entonces no mostraron rechazo alguno”.

“Lo que no es de recibo es que CCOO, con su silencio, haya consentido que se concatenasen todos estos años contratos burlando la legalidad”, y ahora “aplauda prácticas como el hecho de que el político de turno 'coloque a dedo' sin demostrar, dichas personas, conocimientos en ningún examen en competencia con otros ciudadanos”. 

“El secretario de la FSC de CCOO, en su defensa a ultranza de su delegada sindical, nos propone que incumplamos la ley y que no se haga caso de los informes de los técnicos municipales, es decir, que se cometa un delito de prevaricación, y omitamos los derechos de todos los ciudadanos al acceso a un puesto de trabajo en la función pública”, conducta “por la que no vamos a transigir”.

Comentarios